Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Reportaje:

Aire limpio en el transporte

Los metros y tranvías evitarán la emisión de 31.000 toneladas de CO2 anuales

La incorporación de tranvías y metros al sistema de transporte público en las principales aglomeraciones urbanas no sólo persigue mayor eficiencia en la movilidad de los ciudadanos, sino que tiene también como objetivo mejorar la habitabilidad de las ciudades aliviándolas de contaminación y rebajando los consumos energéticos.

Los proyectos actualmente en ejecución (metros de Málaga y Granada y tranvías de la Bahía de Cádiz y de Jaén) que deben empezar a funcionar para 2012 y el metro de Sevilla ya en funcionamiento evitarán la emisión a la atmósfera de más de 31.000 toneladas anuales de CO2

según estima un estudio encargado por la Consejería de Obras Públicas.

Para el análisis se han considerado las demandas estimadas de usuarios para dichas líneas y la eliminación de tráfico de vehículos privados que se prevé tras su entrada en funcionamiento. Si se acepta el convencionalismo de que cada tonelada de CO2 eliminada equivale al efecto que causan en el ambiente 30 árboles, se concluye que el impacto de estos cinco proyectos será como si se plantaran 948.000.

En el metro de Sevilla, por ejemplo, la línea 1, de cuya puesta en servicio se va a cumplir un año, tiene una demanda anual estimada de 14.042.000 usuarios. Un tren emite 7.938 toneladas de CO2 anuales, que es casi la mitad que lo que contamina un coche en un recorrido de cinco kilómetros (14.849 toneladas de CO2).

Entre los proyectos en ejecución, el que más contaminación evitará es el tranvía de la Bahía de Cádiz, que es un proyecto híbrido entre transporte metropolitano y cercanías debido a su trazado, el más largo de todos. Se estima que este tranvía, que tiene el 75% de las obras en ejecución, y que tendrá una demanda de 11,1 millones de viajeros al año, reducirá 16.059 toneladas de CO2, más de la mitad del ahorro estimado en el conjunto de todos los proyectos. El tranvía gaditano emitirá 4.215 toneladas de CO2, pero es que los vehículos privados que ahora transportan esos pasajeros producen 20.275.

El metro con más demanda es el de Málaga, para el que se calculan 17 millones de usuarios anuales. Para 2012 está prevista la entrada en funcionamiento de un tramo de la línea 2, y cuando estén las dos primeras a pleno rendimiento se dejarán de emitir 5.146 toneladas de CO2

. El metro de Granada, con 13 millones de usuarios eliminará 2.819 toneladas de CO

2 y el tranvía de Jaén, 666 toneladas.

Además, el uso de energías más limpias permitirá un importante ahorro energético. Se estima que un convoy de metro ligero con una carga media (218 usuarios) consume 360 kilowatios a la hora, cuando los coches necesarios para transportar el mismo número de viajeros equivalen a 5.500.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 21 de febrero de 2010