Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El PP retrasa la moción de censura en A Veiga

El PP ha encallado en sus luchas internas en A Veiga (Ourense, 1.130 habitantes). La moción de censura impulsada por los populares, con el apoyo de los Independientes que han estado sustentando al alcalde socialista, se demora por una batalla por la alcaldía en el seno del PP.

La Agrupación Electoral Independiente (Aeive), integrada por ex populares, tiene prisa por registrar la moción que ya anunció hace un mes al regidor, Fernando Fernández. La supresión de una feria de caza y la "mala gestión" del alcalde ante la Xunta para conseguir el concurso de una planta de biomasa son los argumentos.

La moción iba a ser registrada hace días, pero el PP tropezó con sus facciones. "Sólo esperamos que se pongan de acuerdo sobre quién va a asumir la Alcaldía; nosotros no estamos en condiciones para aceptarla", señala el portavoz de Aeive, Víctor Manuel Yáñez, para explicar el retraso en la presentación del documento. Él y su compañero han roto con el alcalde y están en terreno de nadie. "Nos da igual a quién pongan, aunque creemos que debería ser Yáñez, que fue el candidato", explica el independiente.

Pero en el PP ha reinado la indecisión. La lucha por la alcaldía enfrenta a los sectores que apoyan al veterano Edesio Yáñez, quien encabezó la candidatura con la oposición frontal de un amplio sector del partido, y al número dos y actual portavoz, Rogelio García Mata.

Conflictos internos

Los conflictos internos del PP son sonoros en el municipio. Los independientes son fruto de esas convulsiones y algunos auguran nuevas confrontaciones con su retorno. Las diferencias entre los populares locales son de tal calibre que en la sesión de investidura del actual regidor, y pese a que los independientes ya habían firmado el pacto con los socialistas, los concejales del PP optaron uno tras otro por votar al portavoz de Aeive en lugar de a su propio candidato. "Nadie quería a Edesio Yáñez y por lo que se ve, ni siquiera él, que tampoco se votó", comenta ahora con ironía el socialista que tilda de "poco serio" lo que está ocurriendo con la moción.

A Yáñez no lo querían en el PP, pero acabará por gobernar el municipio. Rogelio García Mata confirmó ayer a este diario que no hay ningún problema: "El alcalde será nuestro cabeza de lista y registraremos la moción cuando quieran los independientes".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 10 de noviembre de 2009