Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El 55% de los programas de los valencianos son piratas

El 'software' ilegal supera la media española en 13 puntos

Más de la mitad de los programas informáticos que hacen funcionar los ordenadores valencianos son ilegales. El índice de piratería del software, situado en la Comunidad Valenciana en el 55%, supera en 13 puntos porcentuales a la media española, ubicada en el 42%, lo que la sitúa entre las autonomías que más incumplen la legislación en materia de protección de los programas informáticos. "La Comunidad Valenciana es el farolillo rojo del país", aseguró Luis Frutos, presidente de la Business Software Alliance (BSA).

Según los datos de un informe elaborado por la consultora International Data Corporation (IDC) para el Ministerio de Industria en el marco de la campaña de apoyo al software legal, bajo el título 100% legal ganamos todos, la piratería provoca unas pérdidas al sector valenciano de las tecnologías de la información de más de 64 millones de euros.

Según explicó ayer Frutos, si las empresas de distribución afincadas en territorio valenciano facturan actualmente 52 millones de euros, en una situación libre de la piratería informática habrían obtenido 116 millones de euros. En el marco de España, la facturación total, de 590 millones de euros, podría haber superado los 1.000 millones de euros. En opinión del experto, si se redujese el porcentaje de piratería de software, podrían crearse entre 200 y 300 empleos nuevos de forma directa y entre 800 y 1.000 de manera indirecta, ya que el sector "es uno de los más dinámicos". Con la ventaja de que los puestos de trabajo generados son de alta cualificación y con sueldos por encima de la media, lo que beneficiaría al conjunto de la economía valenciana.

En la Comunidad Valenciana se dedican al sector de las tecnologías de la información 1.262 empresas, de las que el 37,2%, un total de 470, se dedican a la consultoría o suministro de programas. A ellas hay que sumar otras 86 que no tienen su sede principal en el territorio valenciano. El tamaño medio de las empresas es de 15,4 empleados. En total 8.565 trabajadores.

Según los expertos, el gran problema de la venta de software ilegal está en los distribuidores que ofrecen este tipo de programas ilegales para captar a un cliente interesado en ahorrar gastos. Según sus cifras, actualmente el 33% de los distribuidores comercializan junto a los equipos informáticos (hardware) programas piratas. Aunque ese porcentaje ha caído en dos años desde el 45%.

Del mismo modo, hace apenas dos años el porcentaje español de programas informáticos piratas era del 46%, con una bajada de cuatro puntos tras la puesta en marcha de la campaña del ministerio.

En cuanto al tipo de usuario, los porcentajes de software ilegal se elevan en el caso de las pymes, con entre uno y 50 trabajadores, hasta el 70%, y se disparan en el caso de los usuarios particulares por encima del 80%. La campaña del Ministerio de Industria pretende reducir los porcentajes de piratería al tiempo que convencer a las empresas de las ventajas de usar productos con licencia y con el apoyo de los fabricantes.

Menor peso tecnológico

"El peso de las tecnologías de la información en la Comunidad Valenciana es menor a su repercusión en la economía nacional", aseguró ayer Antonio Cimorra, director de la Asociación de Empresas de Electrónica, Tecnologías de la Información y Telecomunicaciones de España (AETIC). Así, Cimorra explicó que si las empresas valencianas suponen en torno al 11% de las españolas y aportan un porcentaje similar de los trabajadores, en el campo de la informática el peso se reduce en varios puntos, ya que solo 470 de las 5.082 empresas dedicadas a la consulta, desarrollo y suministro de programas (el 9%) tienen su sede principal en la Comunidad Valenciana. En cuanto a trabajadores, con 8.565 empleos, el porcentaje disminuye hasta el 7%.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 30 de octubre de 2009

Más información