La Academia retira los honores a Franco sin publicitarlo

El escritor Méndez Ferrín revela en un artículo el acuerdo de la institución

De la última sesión del plenario de la Real Academia Galega, el pasado 31 de julio, salió el nombre del escritor Manuel Rivas como su próximo miembro numerario. Rivas sustituirá a Camilo Gonsar, muerto en noviembre de 2008. Pero el comunicado de prensa que la institución emitió ese día no consignaba otro de los acuerdos de la sesión: la retirada de los honores que Francisco Franco Bahamonde todavía ostentaba en el organismo de la rúa Tabernas. Sólo ayer el académico Xosé Luís Méndez Ferrín daba trascendencia pública a la decisión a través de su habitual artículo en el periódico Faro de Vigo. Consultado por este diario, el presidente de la Academia, Xosé Ramón Barreiro Fernández, rehusó hacer declaraciones al respecto.

"Creo que la fórmula usada para expulsar a Franco das Tabernas fue algo así", escribe Méndez Ferrín en la colaboración titulada Franco fóra da nosa Academia, "dado que el nombramiento [del dictador como presidente de honor de la RAG] fue forzado por las circunstancias golpistas de 1936, Franco no fue en realidad miembro honorífico de la Academia y, en adelante, no lo será en absoluto, ni siquiera de manera irregular". El propio Ferrín se refiere a la "discreción" y no "demasiada publicidad" con la que el órgano del que forma parte ha eliminado "de sus protocolos heredados el nombre del gallego que más daño ha hecho a Galicia en todos los días de su historia".

El texto periodístico del autor de Con pólvora e magnolias (1976) relaciona el dictamen académico con la situación política. "Resulta muy oportuno expulsar la memoria de Franco de nuestra Academia", argumenta, "en un momento en el que el Gobierno autónomo de Núñez Feijóo está tomando medidas destinadas a la destrucción de la lengua gallega y, por lo tanto, fascistas".

En el apartado de la web institucional que recoge la lista histórica de académicos no numerarios todavía figura el dictador, junto a su hermano Ramón o al ex presidente de la Xunta, y antes ministro del régimen franquista, Manuel Fraga Iribarne. Preguntados sobre la cuestión otros integrantes del plenario de la RAG, se remitieron a su presidente, Barreiro Fernández,el único con potestad para hablar públicamente en nombre de la institución, según sus estatutos vigentes.

* Este artículo apareció en la edición impresa del martes, 25 de agosto de 2009.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50