Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Recuperación de la economía

La caída del PIB de la unión monetaria se frena al 0,1%

El repunte de las principales economías de la Unión Europea (Alemania y Francia) ha frenado la recesión en la eurozona. Los datos son todavía negativos, pero la economía cae a un ritmo cada vez menor. El producto interior bruto (PIB) bajó el 0,1% en la zona euro entre abril y junio, muy por debajo del retroceso del 2,5% registrado entre enero y marzo, según los datos provisionales publicados ayer por Eurostat, la agencia estadística europea.

La contracción de la eurozona en términos interanuales se situó en el 4,6%, tres décimas menos que en el primer trimestre. Mientras, en el conjunto de la UE el retroceso fue del 0,3% entre abril y junio frente al primer trimestre; y acumula una caída interanual del 4,8%, una décima más que entre enero y marzo de este año.

El frenazo en el desplome de la economía europea se debió principalmente al impulso de Alemania y Francia, donde la actividad creció el 0,3% en el segundo trimestre del año, por el aumento del consumo interno y el avance de las exportaciones. Esta evolución positiva superó las previsiones de los analistas y puso fin a cuatro trimestres seguidos de contracción. Además, crecieron las economías de Grecia, Eslovaquia y Portugal, según datos de Eurostat. Sin embargo, los tres países bálticos -Estonia, Letonia y Lituania- sufrieron la peor evolución de la UE.

El Banco Central Europeo (BCE) señaló que "la recesión global ha tocado fondo" y que en la zona euro "el ritmo de contracción se ralentiza claramente". La autoridad monetaria europea vaticinó que la eurozona volverá a registrar tasas de crecimiento positivas en 2010, aunque advirtió de que la incertidumbre aún es elevada. El BCE pronostica una caída del PIB del 4,5% en 2009.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 14 de agosto de 2009