Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
COALICIÓN POR EUROPA | ELECCIONES EUROPEAS | Campaña electoral

CiU y PNV discrepan sobre el uso de la energía nuclear

Convergència i Unió ha introducido en su programa electoral de las europeas una vieja reivindicación del democristiano Josep Antoni Duran Lleida: reabrir el debate sobre el uso de la energía nuclear sin renunciar al fomento de las energías renovables y limpias. Sólo los nacionalistas catalanes lo han incluido. El PNV, Coalición Canaria y el Partido Andalucista —formaciones que integran la Coalición por Europa que encabeza CiU— excluyen este espinoso tema de su ideario electoral y apuestan claramente por el "desarrollo de las tecnologías limpias".

Incluso en el último debate sobre el estado de la nación, CiU, PSOE y Partido Popular unieron sus votos para rechazar una moción de Izquierda Unida-Iniciativa per Catalunya que reclamaba el cierre de la central nuclear de Garoña (Burgos). Los nacionalistas vascos apoyaron la resolución ecosocialista.

De todos los partidos de la coalición, CiU es la que expone con más amplitud y detalle el capítulo dedicado a la energía con contenidos semejantes al resto de los partidos de la coalición. Así, se defiende una política energética común europea que garantice el suministro en el futuro "superando el fraccionamiento y la división de las políticas energéticas, hasta ahora en manos de los estados", se lee en el programa del PNV. El objetivo, se afirma en todos los programas, es la lucha contra el cambio climático y el cumplimiento del Protocolo de Kyoto.

Sin embargo, sólo Convergència i Unió incluye la producción energética de origen atómico pero lo finiquita con una sola frase: "La UE tiene que abrir un debate sobre la energía nuclear, costes, provisión, seguridad y residuos".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 27 de mayo de 2009