Cartas al director
Opinión de un lector sobre una información publicada por el diario o un hecho noticioso. Dirigidas al director del diario y seleccionadas y editadas por el equipo de opinión

La Dama

A Aung San Suu Kyi los birmanos la conocen como The Lady, y su nombre lo dicen con cariño pero entre susurros. Si Myanmar no estuviese dirigida por una ruin junta militar que sólo se preocupa de mantener el poder a toda costa, esta gran dama estaría gobernando democráticamente tras haber ganado por mayoría absoluta las elecciones de 1990.

En lugar de eso la premio Nobel de la Paz lleva años de arresto domiciliario completamente ilegal. Ahora la inoportuna visita, no deseada, de un americano a su casa en Rangún, quién sabe si no ha sido todo tramado por la propia junta, la ha enviado, enferma, a lnsein, una cárcel notoria por sus muertes, mutilaciones y abusos.

No sé si servirá de algo toda la presión internacional para liberarla, pero lo que está claro es que no podemos quedarnos callados. Nuestro Gobierno debería unirse a las denuncias que otros Gobiernos han hecho de la situación.

Aunque mucha gente no haya oído hablar de ella me atrevo a afirmar que el mundo no se puede permitir perder a La Dama; no a manos de los militares.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción