Reportaje:

"Ahora ha mejorado el revés"

El argentino Coria, el único que le ha vencido en Montecarlo (en 2003), analiza a Nadal

Tenía 19 años, una melena descomunal y el atrevimiento de los tenistas de época. El efecto que produjo en su rival, Guillermo Coria, ex número tres del mundo, fue sobrenatural. "Terminé sin poder levantar la raqueta", cuenta El Mago. Rafael Nadal ganó al argentino la final de Roma en 2005 y con ello acabó con el jugador que le ha puesto en más apuros sobre tierra; con el único que ha sido capaz de derrotarle en Montecarlo, en 2003, donde el español ganó ayer al también argentino Juan Ignacio Chela (6-2 y 6-3); con el rival ante el que se anotó en 2005 el primero de sus cuatro títulos en el Principado y con la última barrera a su dominio sobre la arcilla.

Desde esta semana, Nadal afronta su primavera de sangre y gloria. Tras Montecarlo, le esperan Barcelona, Roma, Madrid y Roland Garros. Y ya en verano, Queen's y Wimbledon, sobre hierba. Es una tarea titánica, sólo apta para un tenista feroz, salvaje. "Todo es difícil a la hora de readaptarse a la tierra", dijo Nadal al llegar a Montecarlo. "El movimiento es importante. Hay que resbalar de nuevo. La estrategia, también. Hay que jugar con más control, moverse más de dentro a fuera de la pista. Hay que jugar con más ángulos. Todo cambia", continuó; "lo importante es jugar partidos. Cuando lo haces, vuelves a tener una rutina. Siento menos presión porque he ganado el Abierto de Australia e Indian Wells. He arrancado la temporada mejor que nunca. Eso me da tranquilidad. Al final, el error es pensar que debes repetir lo que has conseguido los últimos cuatro años. Nunca lo he hecho. Si empiezas a pensar en los puntos que tienes que defender, en la presión, es imposible jugar".

El español comienza la edición de este año con un cómodo triunfo sobre Chela

¿Qué es lo que distingue a Nadal? "El jugador de tierra", contesta Coria, "debe tener buenos tiros con efectos, ser un buen contragolpeador y tener un físico muy fuerte. Recuerdo aquella final de Roma, que duró más de cinco horas. Fue un tenis de alto nivel, con muy pocos errores no forzados... Batallamos. Se definió en la muerte súbita del quinto set", sigue; "todo hace bueno a Rafa sobre tierra. Su juego, su mentalidad y su físico. Tiene muy buenos efectos, juega pelotas muy pesadas, mejoró el revés y ser zurdo le ayuda bastante. Siempre lucha hasta el final. Puede ir 6-0 y 5-0 y sale corriendo del banco como si recién arrancara el partido".

El Mago resume el sentir de la caseta. En la estrategia de la tierra, Nadal es el mejor. En el sufrimiento, el que más aguanta. Hay dos formas de enfrentarse a él. Unos encaran la tarea a impulsos: Roger Federer llegó a Montecarlo en el último minuto, recién casado y sin luna de miel, presionado por la marca que patrocina a ambos, y ayer se deshizo del italiano Seppi (6-4 y 6-4). Otros, como Andy Murray, asesorado por Alex Corretja, aterrizaron rodeados de preguntas. ¿Puede mantener su espectacular nivel en la arcilla, donde fracasó en 2008? La alternativa es el británico. El dictador, un español nacido en Mallorca que se medirá hoy en octavos al ecuatoriano Nicolás Lapenti.

Otros resultados: Segunda ronda

Verdasco gana a Kohlschreiber (Alemania): 6-3 y 6-4. Ferrer, a Gicquel (Francia): 6-1 y 6-0. Montañés, a Lisnard (Francia): 6-2 y 6-4. Nalbandian (Argentina), a Granollers: 4-6, 6-3 y 6-1. Ljubicic (Croacia), a Del Potro (Argentina): 4-6, 6-1 y 6-4. Lapentti (Ecuador), a Safin (Rusia), 7-6 (6), 2-6 y 7-6 (6).

Rafael Nadal da un golpe de revés durante su partido victorioso contra Juan Ignacio Chela.
Rafael Nadal da un golpe de revés durante su partido victorioso contra Juan Ignacio Chela.EFE

* Este artículo apareció en la edición impresa del miércoles, 15 de abril de 2009.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50