Reportaje:

Licencia para controlar

Uno de cada tres porteros de discoteca no acude a recoger su acreditación

Alicia está de enhorabuena. Su sonrisa así lo corrobora. Sujeta con ambas manos una tarjeta plastificada y se la muestra con satisfacción a su marido y a su hija de apenas dos años. Su menuda figura se aleja del estereotipo de portero de discoteca cachas. Pero tras ocho años trabajando en la sala Clamores como encargada va a empezar a desarrollar las funciones de controladora. Ayer recibió el carné que la acredita como tal. Con la misma alegría que Alicia, de 29 años, pero con evidentes síntomas de cansancio, 1.044 personas -de las 1.508 que debían hacerlo- que aprobaron el primer examen para porteros de locales nocturnos que la Comunidad organizó el 14 de marzo también recogieron su licencia. Los 464 que aún tienen que retirar el carné podrán hacerlo entre el lunes y el miércoles. Desde hoy deberán portar el distintivo -en el que aparece su nombre y apellidos- en su indumentaria.

"Esto no lo he visto ni en las oposiciones", ironizaba un controlador engominado y con gafas de sol al llegar a recoger el carné. Para agilizar la entrega se colocaron seis mesas. Unas vallas amarillas marcaban el camino a los porteros según sus apellidos. La recogida fue escalonada y evitó las colas. Los rostros de fatiga predominaban. "Trabajé ayer -por el viernes- hasta las seis de la mañana y he dormido cuatro horas", comentaba Jerónimo, de 24 años y portero de un garito en Aluche desde hace dos, con voz quebrada y ojeras.

La Academia de Policía ya les resulta familiar. La semana pasada fueron a presentar la documentación necesaria y ayer volvieron para obtener su carné. Pero tendrán que darse otro paseo, la academia está en el kilómetro 13 de la carretera de Colmenar Viejo, porque la licencia que les dieron es provisional. "Nos están mareando con tanto ir y venir", se quejaba un portero de unos 50 años que vestía una camisa amarilla algo desgastada y con tres botones desabrochados al salir con su acreditación. Antes del 4 de junio les darán el carné definitivo válido para cinco años.

La preocupación de los empresarios de la noche es que sólo disponen de 1.508 porteros para los cerca de 5.000 locales de la región. Por eso habrá una reválida el 13 de junio.

Tres hombres muestran los carnés provisionales que les facultan para trabajar de porteros de discoteca.
Tres hombres muestran los carnés provisionales que les facultan para trabajar de porteros de discoteca.SANTI BURGOS
Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS