Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Reportaje:

"Talentos que juegan para el colectivo"

Los técnicos extranjeros destacan la "riqueza táctica" y el "espíritu" de España, que va camino del récord de 14 victorias seguidas de Brasil y Francia con "un estilo que se creía superado"

Hace año y medio, España era un equipo sometido a tensiones maniqueas, un grupo de chavales asediados por las dudas sobre su identidad y su destino deportivo. Hoy, el campeón de Europa va camino de batir el récord de partidos ganados de forma seguida. Ha logrado 11 victorias y tiene las 15 a tiro para superar las 14 de Francia y Brasil. Sería una plusmarca absoluta. Le bastará con ganar el próximo encuentro amistoso -contra un rival por confirmar- y después a Nueva Zelanda, Irak y Suráfrica en la primera fase de la Copa Confederaciones, el próximo junio. Los técnicos opinan mayoritariamente que es la selección más interesante. Éstas son las reflexiones que hicieron ayer un seleccionador (Queiroz), dos ex seleccionadores (Sacchi y Djukic), dos técnicos de renombre (Deschamps y Topmöller) y un integrante del Brasil de 1970 (Tostão).

Sacchi: "Todos trabajan para todos. Es un equipo sin celos ni envidias"

Deschamps y Queiroz coinciden en la contribución decisiva de Senna

- Arrigo Sacchi: "España nunca tuvo esta cohesión". "España practica un fútbol sinfónico, armonioso y moderno en base a la posesión del balón. Lo más importante es que todos trabajan para todos. Cosa rara en España. Es un equipo sin celos ni envidias. Hay tres pilares en la formación de un equipo: el espíritu, el guión y un grupo de jugadores que deben tener talento y ser funcionales con el proyecto y complementarios. España ha conseguido reunirlo todo gracias a Luis, que fue muy bueno al organizar un grupo de hombres positivos. Del Bosque ha demostrado gran inteligencia para darle una continuidad. Pero el trabajo de Luis fue fantástico: nunca la selección tuvo una cohesión y un espíritu tan grande. Es la demostración de que en los equipos todo parte del hombre: sus jugadores han conseguido el éxito porque son buenas personas. Son talentos que juegan para el colectivo. Cosa rara: casi siempre el talento juega para sí mismo. Además, España tiene lo más difícil en una selección: un guión de juego. Cuenta con un concepto propio, que es histórico: el toque. Nadie en el mundo tiene un guión tan rico en emociones. Con el toque, y con actitud, han conseguido ser grandes. Ahora, estos jugadores tienen el destino en su mano. Si actúan con amor, con pasión y con humildad, dejarán una señal grande en la historia del fútbol".

- Didier Deschamps: "Lo que cambió es la potencia física". "Lo que ha cambiado en España en los últimos tiempos es la potencia física que le aportan Senna o Xabi Alonso. La técnica siempre la tuvieron, pero ahora han encontrado el equilibrio. Del Bosque está optando por el doble pivote, con Senna y Xabi Alonso, para tener más físico. Supongo que en los partidos más fáciles podrá jugar con un solo mediocentro. Senna es más explosivo: tiene aceleración y velocidad. Eso le ha venido muy bien a España. Xabi tiene más calidad técnica, pero le falta un poco de velocidad. Por eso, en el Liverpool, juega con Mascherano por detrás".

- Carlos Queiroz: "Senna puso a cada uno en su sitio". "España ha ganado consistencia desde la continuidad. Sus jugadores pueden jugar con los ojos cerrados. Una parte importante del equipo acude a las selecciones inferiores desde los 15 años y algunos han ganado títulos con la sub 20 y la sub 17. Nosotros, en Portugal, sabemos lo importante que es eso porque construimos una gran selección a partir de la generación que ganó el Mundial juvenil en 1992. Lo mejor de España es la armonía del equipo. Tiene soluciones en todos los puntos, y siempre con profundidad. Torres, Xavi, Senna y Casillas son las claves. Pero el gran toque de Luis fue Senna. Senna ha hecho crecer al equipo porque aporta la sensibilidad brasileña en el sentido de la rotación del balón, la visión y la conducción del juego. Cuando entró en el equipo, Senna cogió a los demás y los puso en su sitio".

- Klaus Topmöller: "Del Bosque es más ofensivo que Luis". "España tiene demasiados buenos jugadores y algunos de ellos, que se quedan en el banquillo, serían las estrellas de otras selecciones. Ésa es la diferencia respecto a Inglaterra o Alemania. Es un equipo de una riqueza táctica increíble. Creo que Del Bosque es un poco más ofensivo que Luis. Conozco bien a Del Bosque [se enfrentaron en la final de la Champions de 2002: Topmöller, en el banquillo del Bayer Leverkusen, y Del Bosque, en el del Madrid]: le gusta jugar al ataque. El portero, Casillas, es fantástico, lo mismo que Torres, Villa, Xavi, Xabi Alonso, Iniesta... Espero que ganen el Mundial de Suráfrica".

- Miroslav Djukic: "Es el modelo a seguir". "España es el modelo a seguir. Todo el mundo quiere imitarlo. Y menos mal que ganó esa final España y no Alemania, que representa un fútbol físico y de choque. El fútbol ha ganado. Del Bosque ha querido retocar lo menos posible. Sigue siendo el mismo estilo: toque, llegadas y velocidad. No tiene fuerza para jugar de otra forma. Si juega con Xabi Alonso y Senna, gana en resistencia, pero pierde en profundidad respecto al equipo de la Eurocopa (Senna y Xavi). Es más ofensivo con Xavi al lado de Senna, aunque, en cualquier caso, tiene muchísimas variantes y eso la engrandece".

- Tostão: "Van contra corriente". "Estoy encantado, y no porque España haga un fútbol maravilloso, perfecto y espectacular. No llega a tanto. Lo que me encanta es que España ha devuelto al mundo un estilo de juego que se creía superado. El de los grandes equipos históricos hasta los años setenta. El del toque, el de la pausa, el del dominio de los habilidosos sobre los físicos, el de la búsqueda del gol mediante la elaboración. España va contra corriente. Contra una tendencia que ha hecho que Brasil y Argentina se parezcan más a Italia y Alemania que a sí mismas".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 3 de abril de 2009