Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Fotonoticia:

La taberna de U2

Un bar llamado Casa Julio en la calle de la Madera (Malasaña) se ha convertido en lugar de peregrinación de los fans del grupo irlandés U2, que saca nuevo disco este martes: No line on the horizont. Regentado por Maite Gil y su hijo Luis Torres, su especialidad son las croquetas. Bono y su banda lo eligieron el año 2000 para una sesión fotográfica como el sitio con más sabor de Madrid. El bajista, Adam Clayton, tomó café: "Tenéis que probarlo". Mientras el guitarrista, The Edge, conversaba con los propietarios, Larry Mullen, el batería, "se sentó en una silla y sólo abrió la boca para comer". Y Bono besó las manos de Maite para despedirse. Hoy las fotos de aquel encuentro, fugaz pero intenso, cuelgan de las paredes (como la imagen de esta página) y las anécdotas de aquel día con U2 se cuentan entre cervezas, vinos y croquetas.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 1 de marzo de 2009