Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Tres arrestados por el secuestro de un hombre

La policía liberó ayer a un ciudadano chileno que permanecía secuestrado en un piso del barrio Virgen del Remedio, en la periferia Alicante. En la misma operación, los agentes arrestaron a los tres presuntos autores del secuestro, que se produjo la tarde del jueves en la localidad murciana de Jumilla. Se trata de la tercera ocasión en que la víctima, un hombre de 34 años, es retenido contra su voluntad por los mismos captores. Según fuentes de la Comisaría de Alicante, una deuda contraída por su hermana con los detenidos es el móvil del secuestro.

Según el testimonio de la víctima, el secuestro se produjo sobre las 16.00 horas del jueves en el momento en que el hombre iba a tirar la basura a un contenedor. Dos de los captores esperaban escondidos a la víctima y, tras propinarle varios golpes, lo introdujeron en una furgoneta en la que lo trasladaron a la ciudad de Alicante.

La liberación del rehén se produjo al filo de las diez y media de la mañana de ayer, cuando una llamada al 112 alertó de que algo extraño ocurría en el tercer piso del bloque 18 de la calle Cartagena, en una de las barriadas más deprimidas de la ciudad. Cuando dos unidades de policía de barrio, con cuatro efectivos respectivamente, se personaron en el inmueble, uno de los presuntos raptores abrió con normalidad la puerta. Fue entonces, cuando la víctima llamó la atención de los agentes mediante golpes. El hombre se hallaba recluido en una habitación con candado, maniatado y con una cinta en la boca, según describe la policía en una nota oficial. El hombre presentaba heridas en la cara y en el cuello.

Los arrestados son R. M. S., natural de Granada, de 34 años, T. R.S, de 38 y natural de Alicante y P. B. B., de 39 años y natural de Alicante. En el registro de la casa, los agentes intervinieron una pistola detonadora, una navaja de gran hoja, cinta adhesiva y cordaje con el que los captores maniataron y amordazaron al secuestrado.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 28 de febrero de 2009