Arte combativo para rebelarse con ironía

El BAC! se enfrenta al consumismo

En estos tiempos de crisis y eclosión de la violencia doméstica no resulta superfluo afirmar, una vez más, el rechazo de los estereotipos sociales que convierten a la mujer en otro objeto de consumo. Así lo entienden Veronique Serfass y las mujeres rapadas que sonríen desde las fotografías de su instalación, memoria de la performance inaugural del festival BAC! (www.bacfestival.com), en la que decidieron entregar sus largas melenas a la artista para reafirmar su derecho a la autodeterminación. La voluntad de enfrentarse a los modelos impuestos por la sociedad y el mercado se plasma, también, en la belleza de la mujer retratada por Montse Camins, que luce todo el vello que las convenciones le niegan. El rechazo de los estándares estéticos impuestos por el mercado y la denuncia del consumismo desmedido, son el leitmotiv de la 9ª edición del BAC!, que reúne en el Centro de Cultura Contemporánea de Barcelona (CCCB), hasta el 28 de diciembre, un centenar de obras bajo el título Reveille toi!, es decir, despierta, rebélate o revélate, o las tres cosas al mismo tiempo.

El colectivo La Santa apuesta por obras de gran formato e impacto visual

Una vez más, el colectivo La Santa, integrado por Gigi Harrington, Juan José Fernández y Joan Cardosa, apuesta por obras de gran formato e impacto visual, sobre todo fotografías y ejemplos de street art y murales, pintados directamente sobre las paredes del centro. Las preocupaciones críticas y sociales no impiden a los artistas desarrollar una actitud positiva e irónica que se hace evidente en la representación escultórica de Rafa Gallar del chicle masticado por Bimba Bosé. La ironía se carga de tintas más negras en obras críticas que utilizan estéticas y estrategias de la comunicación publicitaria, como los retratos de Mr. Toledano (la mujer vestida de tetas, el hombre recubierto de armas o el burka realizado con bolsas de McDonald's), materialización de sueños y paranoias de la sociedad globalizada.

La obsesión por las marcas se plasma en las modelos con máscaras antigás de Guido Iafigliola; en la moda de la periferia parisina documentada por Anne Schuhmann, y en los carritos de la compra de Gori de Palma, que en su parodia de firmas famosas ponen de manifiesto la pérdida de las nociones de utilidad y necesidad.

Entre las diversas selecciones temáticas de vídeos, destaca Save movie, una recopilación de clips musicales de Angie Bonino, con obras de Spike Jonze y Wiz, realizador de las piezas de Chemical Brothers. El recorrido termina con una propuesta sorpresa de Sergio Kano: para desvelarla hay que hacer una fotografía de un código visual que, en la pantalla del teléfono móvil, se convierte en un mensaje secreto del artista para el visitante.

* Este artículo apareció en la edición impresa del 0008, 08 de diciembre de 2008.

Lo más visto en...

Top 50