Necrológica:EN MEMORIA DE JACINTO MATUTE
Perfil
Texto con interpretación sobre una persona, que incluye declaraciones

El pianista sevillano que combinaba humor y seriedad

La noticia voló por los corrillos musicales de toda España. Ha muerto Jacinto Matute el pasado 9 de marzo. Un infarto que comenzó a manifestarse en Huelva acabó con su vida en Sevilla, donde fue trasladado pensando que era simplemente un problema estomacal.

Nacido en Cádiz en 1935, estudia allí con Carmen del Castillo y pronto destaca como pianista. En el Conservatorio de Madrid termina su carrera con Premio de Virtuosismo de piano, tras pasar por la cátedra del insigne maestro José Cubiles, también gaditano como él, e igualmente intérprete excepcional de música española.

Matute prepara la parte solista de la obra Noches en los jardines de España, junto a José Cubiles, quien precisamente había sido el pianista que había dado a conocer el año 1915, en el Teatro Real de Madrid, la bellísima composición de Falla, convirtiéndose en uno de sus mejores intérpretes.

Con su maestro prepara, también a cuatro manos, el Concierto para piano y orquesta en Mi bemol mayor de Liszt. Con el deseo de superarse, Matute realiza cursos de interpretación en Múnich con Rosi Schmid.

En 1956 gana el Premio Jaén, que iniciaba entonces su hoy largo palmarés con el excelente pianista andaluz. En sus primeros años, el pianista gaditano consiguió premios tan importantes como el Manuel de Falla, el Ricardo Viñes y el fugaz Premio Masaveu, fundado por don Pedro, el ilustre banquero y pianista asturiano que poseía una espléndida colección de pianos en su piso de la plaza de la Independencia de Madrid. En 1963, por ejemplo, Jacinto Matute logró el primer premio en el Concurso Internacional de Interpretación de Música Española celebrado en Tenerife.

Jacinto Matute ganó unas oposiciones y se hizo registrador de la Propiedad, pero nunca abandonó el piano. En 1974 formó dúo de piano con su antigua compañera de estudios Ángeles Rentería, esposa del director de orquesta Luis Izquierdo, y pronto el dúo Rentería-Matute obtuvo importantes éxitos en Estados Unidos y, por supuesto, en España.

Su repertorio para dos pianos abarca desde obras de autores como Bach y Mozart (Concierto para dos pianos y orquesta, Sonata, Kv 448...), pasando por Liszt (Concierto patético, Los Preludios); Rachmaninov (Suite, Op. 17, Romana y Farantela); Debussy (En blanco y negro, etcétera), Poulenc (Concierto para dos pianos, Lémbarquement pour Cithère...), o Bela Bartók (Sonata para dos pianos y percusión).

Gran éxito obtuvo su recital Stravinski en la Salle Gaveau de París o su participación en el homenaje Manuel Castillo in memoriam, en el cual tocó el dúo Concierto para dos pianos y orquesta del gran compositor sevillano.

Andaluz serio, profundo, con un sutil sentido del humor, bellísima persona, Jacinto Matute deja un recuerdo imborrable a cuantos teníamos la fortuna de tratarle y conversar de música (¡cuánto sabía!) con él.

Andrés Ruiz Tarazona es consejero técnico del Área de Las Artes del Ayuntamiento de Madrid.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS