Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
ELECCIONES 2008 | Los resultados en Cataluña

El PSC lleva de nuevo en volandas a Zapatero a La Moncloa

Los socialistas catalanes obtienen los mejores resultados de su historia

Jornada histórica. El Partit dels Socialistes de Catalunya (PSC) obtuvo ayer el mejor resultado de su historia con más de 1,6 millones de votos. Fue el único partido que subió en Cataluña. El PSC recogió un total de 25 de los 47 diputados catalanes en liza en las elecciones generales con el 99,43% escrutado. La estadística manifiesta que los mejores datos del PSC se dieron no por casualidad cuando llegaron a La Moncloa los presidentes Felipe González y José Luis Rodríguez Zapatero.

"Cataluña ha sido decisiva y será decisiva", proclamó Carme Chacón

Los socialistas han logrado la mayor diferencia de escaños sobre el PP

Cuesta ser presidente del Gobierno sin contar con la marea socialista catalana. En 1982 el PSC recibió 1.575.601 votos que se tradujeron en 25 escaños, y en 2004, el año del acceso de Zapatero a la presidencia, cosechó 1.586.748 apoyos que significaron 21 diputados.

Además, ayer el PSC casi supera otro récord; un porcentaje de votos del 45,42%, muy cerca del mítico 45,84% que encumbró a González. Si es una nueva marca cosechar la mayor diferencia entre el PSC y el PP que alcanza los 18 diputados. El hermanamiento PSC-PSOE viene de pactos federales, pero también de la ingente cantidad de apoyos que cosechan los socialistas catalanes para que el candidato de Ferraz ocupe la presidencia.

Con el 38,7% de los resultados escrutados y entre vítores apareció la cabeza de cartel socialista por Barcelona, Carme Chacón, flanqueada por los diputados Joan Clos y Daniel Fernández, el senador Isidre Molas y el portavoz Miquel Iceta, para "agradecer la confianza amplia de los ciudadanos a los socialistas catalanes". Chacón expuso que "el apoyo ha sido amplio, claro y rotundo". El PSC es el partido con más votos y escaños en toda Cataluña. Este dato significa: "De nuevo tenemos la confianza amplia para defender a Cataluña, para defender el progreso, la concordia y el optimismo", dijo Chacón.

En lo que fue un comentario más dirigido al resto de España, Chacón indicó que Cataluña apuesta de nuevo por un Gobierno de España presidido por Zapatero y que "el voto de los catalanes ha vuelto a ser decisivo para los socialistas en España y para abrir una nueva etapa de entendimiento". Es más, aviso para navegantes, "Cataluña ha sido decisiva y Cataluña será decisiva", remachó la líder socialista.

Por otra parte, la cabeza de cartel del PSC quiso subrayar: "Desde mañana mismo [hoy para el lector] empezaremos a trabajar para cumplir con nuestros compromisos con los catalanes", y luego agregó que agradecía "el fair play entre todos los candidatos".

En la cuarta planta de la sede del PSC en la barcelonesa calle de Nicaragua los dirigentes socialistas contenían su alegría, pero en privado no podían y rezumaban un optimismo exultante. El peso del PSC no sólo se mantiene, sino que gana peso específico. Hasta el momento los socialistas catalanes cuentan con dos ministerios en el Gabinete de Rodríguez Zapatero -Joan Clos, que sustituyó José Montilla en Industria, y Carme Chacón, titular de Vivienda- y esperan poder aumentar su peso específico.

No se puede descartar que Chacón repita tarea o que incluso ocupe la presidencia del Congreso de los Diputados. Además, el número tres de la lista del PSC por Barcelona, David Vegara, hasta el momento secretario de Estado de Economía, podría ser ministro de Industria, Turismo y Comercio -la que parece cuota catalana- y también se ha evaluado la posibilidad de que suceda a Pedro Solbes al frente de la cartera de Economía a media legislatura.

Durante la jornada, los indicios eran buenos, favorables y casi anticipatorios. El portavoz del PSC, Miquel Iceta, evaluó los primeros sondeos a pie de urna como "una nueva victoria socialista", sin paliativos. Rumor de mayoría absoluta que no cuajó. También fue de obligado cumplimiento expresar un primer pensamiento con la familia del ex concejal asesinado por ETA Isaías Carrasco y con los camaradas del Partido Socialista de Euskadi. La alegría en la sede del PSC en la calle de Nicaragua era comedida, pero sincera, ya que por décima vez consecutiva desde 1977 ganaban las elecciones generales. No hubo mayoría absoluta. Para Iceta, quedaba reafirmada "la posición de primer partido del país, con más votos y escaños en todas las demarcaciones". Las intenciones del PSC, a juicio de Iceta, se centrará en "extender libertades civiles, gestionar de forma rigurosa la economía, desarrollar el Estatuto".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 10 de marzo de 2008