Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Entrevista:GIANNI DE BIASI | Entrenador del Levante | 19ª jornada de Liga

"A este equipo le falta calidad en cada línea del campo"

El italiano Gianni De Biasi, de 51 años, llegó al Levante tras la destitución de Abel Resino y después de transformar la realidad de clubes como el Módena -al que subió de la C1 a la Serie A italiana- y el Torino -también ascendió a Primera-. Ahora, se tropieza cada día con el Levante, colista con sólo dos victorias y dos empates en 18 partidos.

Pregunta. El Levante está a 11 puntos de la salvación.

Respuesta. Necesitamos alguna incorporación, ahora que hay tres fichas libres [Storari, Cirillo y Savio se han marchado].

P. No pueden fichar mientras haya denuncias por impago.

R. Lo sé, pero en una semana o diez días se puede normalizar la situación. El club trabaja con una financiera inglesa.

"Lo más importante es ofrecerse siempre y la seguridad en el pase", dice el técnico

P. ¿Qué hay que reforzar?

R. Creo que toda la plantilla necesita mayor calidad en todas las líneas, en la delantera, en la media y en la defensa.

P. ¿Cómo debe jugarle el colista al Madrid, el líder?

R. Ante un megagaláctico Madrid, con mucho ánimo y con mucha atención táctica. En un partido, estas diferencias se pueden igualar si nosotros estamos preparados y recordamos aquello del carpe diem que decían nuestros amigos latinos.

P. ¿El gran problema ahora es la falta de gol?

R. Desde hace mucho tiempo. Los números los hemos mejorado en todos los aspectos. Pero como tenemos poca calidad en muchos sitios, las cuentas no salen. Si no sale la calidad no puede haber mejoría en el juego.

P. ¿Si Riga se queda recuperará la titularidad?

R. No lo sé. El viernes llegó al entrenamiento y explicó por qué se retrasó: había fallecido un familiar. Pero le ha faltado comunicación conmigo. Si él me hubiera llamado al móvil para explicarme qué pasaba, no hubiera sido ningún problema.

P. ¿En estos momentos es más importante el compromiso de los jugadores que la calidad?

R. La implicación es lo más importante. Si uno no tiene ganas de trabajar para un club, lo mejor es que se marche rápido. Si aportan además calidad, mejor. Muchos jugadores aún están planteándose marcharse del equipo; ante un jugador con esta actitud, yo prefiero dar la oportunidad a los jóvenes.

P. ¿Cuáles fueron sus armas para transformar a conjuntos como el Módena y el Torino?

R. Se sube de categoría por la calidad del grupo. Creo que es la diferencia sustancial. Aquí yo he tenido muy buenos jugadores pero que no estaban por la labor. He tenido mucha dificultad para formar equipo, para que todos pensaran con la misma cabeza. Ha sido mi mayor reto.

P. ¿Había vivido una crisis semejante?

R. Imposible. En el vestuario las cosas han mejorado, aunque seguimos teniendo dificultad con los pagos... pero creo que todo se puede solucionar si tenemos las ganas de hacerlo.

P. ¿Por qué aceptó entrenar al Levante?

R. Antes de llegar no conocía la realidad de este equipo. Uno la conoce sólo cuando está dentro. Desde fuera todo parece diferente. Lo que me vendieron era un poco diferente a la realidad que palpé luego. No me dijeron la verdad.

P. ¿Cómo le afecta todo esto personalmente?

R. A dos de enero, yo he cobrado todas las nóminas. Me deben uno de los pagos de la ficha. Es demasiado difícil porque no tengo aquí a mi familia, tengo una hija de 15 años que me falta mucho, y también mi mujer. Pero lo que no soporto es la derrota. No está en mi cabeza, no entra en mis planes perder así, tantas veces. Me frustra increíblemente. Me voy a hacer el hara-kiri porque me siento mal.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 13 de enero de 2008