Reportaje:

El último capricho del Agá Jan

Se construye un barco para cruzar el Atlántico a 130 kilómetros por hora

El príncipe Karim Agá Jan, de 71 años, imán de los ismaelitas y uno de los hombres más ricos del mundo, tiene un nuevo capricho: quiere cruzar el océano Atlántico en menos de 48 horas, a una velocidad media de 130 kilómetros por hora, con su nuevo yate, el Alamshar. La construcción del barco ha costado 150 millones de euros. Hasta ahora, el récord absoluto de velocidad en agua lo tiene la embarcación neozelandesa The World is not Enough, que logró alcanzar 120 kilómetros por hora. El nuevo yate del Agá Jan estará listo en el verano de 2008. Ha sido realizado por un astillero inglés y se encuentra ahora en el puerto de Playmouth. Mide algo menos de 50 metros y tiene un peso de 400 toneladas. Los tres motores a propulsión, que tendrían que desarrollar una velocidad de 150 kilómetros por hora, fueron realizados originariamente por la Rolls-Royce y sustituidos luego por unos Pratt & Whitney.

La aventura le servirá también al Agá Jan, descendiente del profeta Mahoma, para recuperar su prestigio en Cerdeña. El príncipe perdió el pasado verano el control de su reino de casas, hoteles y restaurantes de lujo en la exclusiva Costa Esmeralda.

* Este artículo apareció en la edición impresa del 0020, 20 de noviembre de 2007.