El juez Marlaska activa la querella contra dos diarios por injurias al Rey

El fiscal pide de nuevo que se tome declaración a los querellados por el caso del 'oso drogado'

El juez de la Audiencia Nacional Fernando Grande-Marlaska ha preguntado al fiscal qué considera que se debe hacer sobre la querella de la fiscalía, del pasado enero, por un delito de injurias graves al Rey en un artículo y una fotocomposición publicados en el diario Deia en octubre de 2006, y la respuesta ha sido que se tome declaración a los tres querellados. En los textos de Deia se ridiculizaba la figura de don Juan Carlos con el pretexto de que medios de comunicación rusos le atribuían la caza de un oso drogado o borracho. El artículo fue reproducido por Gara.

Más información
El oso Mitrofán y la libertad de expresión vuelven al banquillo

Lo primero que se publicó, el 28 de octubre de 2006, en el número 222 del suplemento satírico Caduca hoy, editado por el diario Deia, fue una fotocomposición realizada por los humoristas Rodríguez y Ripa en la que junto a una imagen del Rey y un oso muerto se señala bajo el título de "Estaba cocido", en mayúsculas: "Mitrofán era un oso de feria, lo metieron en una jaula y lo pusieron a tiro del Rey tras emborracharlo con vodka y miel. ¿Lo harían para que estuviera en igualdad de condiciones?".

Poco después, el 31 de octubre de 2006, en el mismo diario se publicó un artículo titulado Las tribulaciones del oso Yogi, elaborado por un supuesto filósofo Nicola Lococo, que fue reproducido por Gara el 2 de noviembre, en el que se destacaba que las autoridades de una región rusa habían iniciado una investigación, debido a las presiones de asociaciones internacionales, para esclarecer la muerte de un oso que estaba borracho en una cacería privada.

La querella por esos textos, firmada por el fiscal jefe de la Audiencia Nacional, Javier Zaragoza, fue presentada el 4 de enero de este año, más de dos meses después de la publicación de la fotocomposición y del artículo, por considerar que en éste "se vierten una serie de expresiones vejatorias, humillantes, atentatorias contra la dignidad y el honor del jefe del Estado, manifiestamente superfluas e innecesarias para el ejercicio de la libertad de expresión".

Zaragoza considera que se trata de un delito de injurias graves al Rey fuera del ejercicio de su cargo, previsto y castigado en el artículo 491 del Código Penal, que sanciona esa conducta con una multa. Respecto a la fotocomposición, el fiscal señalaba: "De acuerdo con el contenido del artículo citado, para apoyarlo y hacerlo más hiriente y vejatorio, (...) Rodríguez y Ripa realizan la composición cuyo único y exclusivo afán es trasladar a los lectores la imagen del Rey de España como un alcohólico". Sin embargo, la portada del suplemento satírico de Deia fue publicada tres días antes que el artículo.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Requerimiento

La fiscalía solicitaba en la querella que se requiriera a los directores de Deia y Gara para que identificasen a los autores del artículo y de la fotocomposición, que aportasen ejemplares originales de los periódicos correspondientes a la fecha de publicación de los artículos y la fotocomposición y que se tomase declaración como imputados a los tres querellados. El fiscal ha ratificado, ante la pregunta del juez Grande- Marlaska, la petición de que se tome declaración a los querellados.

El artículo 491 del Código Penal establece que las calumnias o injurias al Rey cuando no está en el ejercicio de sus funciones serán castigadas con la pena de multa de cuatro a 20 meses. El punto segundo agrega: "Se impondrá la multa de seis a 24 meses al que utilizare la imagen del Rey (...) de cualquier forma que pueda dañar el prestigio de la Corona".

Este artículo fue esgrimido la semana pasada por la fiscalía para reclamar el secuestro, aceptado por el juez de la Audiencia Nacional Juan del Olmo, de la revista satírica El Jueves por una caricatura de los Príncipes manteniendo relaciones sexuales para criticar la decisión del Gobierno de subvencionar cada nuevo nacimiento con 2.500 euros incluso a parejas, como la de los Príncipes, que no necesitan la ayuda. En este caso, la acción de la fiscalía fue una denuncia en lugar de una querella. Los ejemplares con la caricatura salieron a la venta el 18 de julio y fue secuestrado por orden del juez Juan del Olmo dos días después. El 25 de julio comparecían ante este magistrado el dibujante Guillermo y el guionista Manel Fontdevila. En el caso de Deia y Gara, la fiscalía no pidió el secuestro de estos diarios seguramente porque hacía más de dos meses que se habían publicado y era absolutamente ineficaz ordenar la retirada de los ejemplares que estuvieran a la venta.

El 4 de julio pasado, la Audiencia Nacional rechazó una querella de la Asociación de Abogados Demócratas de Europa contra Francisco José Alcaraz, presidente de la Asociación de Víctimas del Terrorismo (AVT), por calumnias e injurias graves al Gobierno. Alcaraz definió al jefe del Ejecutivo, José Luis Rodríguez Zapatero, como "el embajador de ETA". La Audiencia no lo consideró un ataque al Gobierno, sino a una persona individual concreta.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS