Barcelona a oscuras

30.000 comercios sufren cortes eléctricos y la Generalitat y los consumidores instan a reclamar

Los gremios calculan que los daños alcanzarán cifras multimillonarias

Más de 30.000 comercios sufrieron las consecuencias del apagón. Bares, restaurantes, grandes almacenes, heladerías y mercados resultaron afectados por la falta de suministro. Algunos pequeños comercios tuvieron que cerrar y otros han sufrido fuertes pérdidas. La Generalitat, a través de la Agencia Catalana de Consumo, aconsejó presentar reclamaciones. También aconsejan reclamar la patronal de comerciantes, Confederación de Comercio de Cataluña, y la Asociación General de Consumidores.

Más información

El director de la Agencia Catalana de Consumo (ACC), Jordi Anguera, aconsejó a los abonados reclamar a Fecsa-Endesa. La Asociación General de Consumidores y la Confederación de Comercio de Cataluña también aconsejaron iniciativas parecidas.

Los afectados deben exponer los hechos ante Fecsa-Endesa, "independientemente de quien sea el responsable de la avería", dijo el director de la Agencia Catalana de Consumo. Deben especificar en su demanda "cuál es la compensación que piden y cómo la acreditan", afirmó Anguera. En el caso de las pérdidas de alimentos de los particulares, los justificantes deben ser "las facturas de compra".

Según Anguera, ayer aún no se había registrado gran número de reclamaciones en la Agencia, ya que "cuando pasa un hecho grave" no se produce "un alud de reclamaciones al momento".

El secretario general de la Confederación de Comercio de Cataluña, Miquel Àngel Fraile, la patronal de los comerciantes, ya ha iniciado el "difícil proceso de valoración de los daños" provocados por el apagón. La Confederación de Comercio estima que la cuantificación final de las pérdidas será "muy complicada", ya que no sólo tienen en cuenta el producto dañado, sino también "el hecho de que muchos comercios no hayan podido ofrecer servicio durante todo el día a sus clientes".

Alimentos estropeados

El presidente del Gremio de Restauración de Barcelona, Gaietà Farràs, dijo: "Recomendamos que se animen a reclamar porque, en estos casos, no siempre lo hacen todos", aseguró Farràs. El vicepresidente del Gremio de Carniceros y Charcuteros de Barcelona, Eduard Escofet, dijo que las pérdidas de este sector serán multimillonarias. El vicepresidente del gremio, Eduard Escofet, afirmó que el corte de frío provocado por el apagón afecta directamente a los alimentos que "no aguantan" tanto tiempo. Algunos comercios "han tenido que cerrar", dijo Escofet.

Los centros de El Corte Inglés de plaza de Catalunya y de Francesc Macià llegaron a recurrir a sus generadores para mantener el suministro, usándose durante más tiempo en éste último. El centro comercial L'Illa Diagonal se quedó sin luz por la mañana, pero al mediodía recuperó la normalidad.

* Este artículo apareció en la edición impresa del lunes, 23 de julio de 2007.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50