Atentado suicida contra turistas españoles

Dos víctimas no pudieron ser identificadas en Saná

El equipo de la Policía Científica que se trasladó el martes a Yemen para identificar a los siete fallecidos españoles en atentado terrorista no pudo completar su trabajo en dos de los cuerpos, dada la gravedad de las heridas que presentaban. Si cinco de los cadáveres fueron identificados por la huella de su dedo índice, para estos dos, pertenecientes a un matrimonio catalán, son necesarias pruebas de ADN en el Instituto Anatómico Forense de Madrid.

"Se tardó unas tres horas en hacer las identificaciones", explicaba ayer David, inspector jefe del Grupo de Terrorismo de Policía Científica, en conversación telefónica desde Saná. "Sobre todo se insistió en la no celeridad, para asegurarse en la identificación". Según este mando policial, después de las imágenes que habían visto en televisión, "los cadáveres estaban menos destrozados de lo que nos esperábamos, dentro de que presentaban heridas tremendas y mortales de necesidad". En los dos más afectados, este mando policial aventura una "proximidad absoluta a la explosión".

Ya lo habían visto antes. "Lógicamente se parecía a otros atentados". A la vista de los destrozos, este funcionario policial aventura que se trataba de "un explosivo muy potente o mucha cantidad".

La prioridad de los profesionales españoles ha sido completar estas identificaciones lo más rápido posible y con la máxima seguridad para devolver los cuerpos a las familias, sumado a la necesidad de repatriar a los heridos cuanto antes en el mismo avión. A partir de hoy un nuevo equipo iniciará la investigación de los hechos junto a la policía yemení. Todavía ningún cargo político o policial español ha podido acceder al lugar preciso del atentado, al noreste de la capital. Hasta ahora han dedicado el tiempo a gestionar autorizaciones para llegar al lugar.

El tipo de explosivo

"Ésta es la primera vez que va a actuar el Equipo Policial Conjunto de Apoyo ante Grandes Atentados Terroristas", explicaba ayer el inspector, formado por especialistas en inspecciones oculares, explosivos e información de la Guardia Civil y la policía. El equipo tenía prevista su llegada a Yemen esta madrugada.

Lo primero que esperan hacer es "ver los vehículos, el lugar, las trayectorias de la explosión", dice este mando policial. Entre las evidencias que necesitan obtener de los coches atacados "principalmente sacaremos el tipo de explosivo utilizado", explica David. "Teniendo ese dato, a través de agencias de información podemos averiguar qué tipo de comandos tiene acceso a este explosivo, y de ahí sacar las primeras informaciones".

* Este artículo apareció en la edición impresa del miércoles, 04 de julio de 2007.

Archivado En:

Te puede interesar

EmagisterPerfiles Profesionales 2022

Lo más visto en...

Top 50