Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Marcos y Morera presentan su pacto como una coalición capaz de gobernar

Una veintena de colectivos y personas a título individual apoyan Compromís pel País Valencià

Glória Marcos, candidata a la presidencia de la Generalitat por Compromís pel País Valencià -coalición que lideran EU y el Bloc- la definió ayer como una fuerza política reivindicativa, de izquierda, creíble y capaz de presentar propuestas de gobierno. Enric Morera, secretario general del Bloc, insistió en la obligación adquirida por esta plataforma de sumar esfuerzos para que el PP deje de gobernar la Generalitat el próximo 27 de mayo. Cerca de una veintena de colectivos sociales y personas a título individual apoyaron la presentación de la coalición ante 2.000 asistentes.

La defensa de la lengua, el territorio y de otro Estatut son pilares de su programa

"No somos glamurosos, ni esa izquierda exquisita, no somos tampoco esos que un día están en contra del Plan Rabassa, otro a favor, y un tercero no se sabe. Somos los que siempre estamos luchando para hacer un País Valenciano verdaderamente de izquierdas. Los que podemos llevar un día la pancarta de la reivindicación y al siguiente presentar propuestas y alternativas". Así definió Glòria Marcos, coordinadora general de Esquerra Unida (EUPV), la coalición que integra con el Bloc Nacionalista Valencià, Els Verds del País Valencià, Els Verds-Esquerra Ecologista e Izquierda Republicana (IR). Como recordó Marcos, la coalición nace de muchas complicidades, pero las tres más importantes son el compromiso por la lengua, por el territorio y por un Estatut d' Autonomía "de verdad".

"No somos sólo la suma de cinco partidos políticos", agregó Morera, "sino la expresión de un pueblo en movimiento. El secretario del Bloc insistió en que la coalición trabajará por recuperar "la dignidad de nuestro pueblo" de forma decidida y honesta, "pues podemos meter la pata, pero nunca meteremos la mano. No tenemos nada que ver con los que están en política para forrarse", añadió. Carles Arnal, de Els Verds-EE, destacó que la sociedad valenciana está a las puertas de un cambio y si algo caracteriza el Compromís es "la decidida negación de las políticas del PP". "Somos más de los que ellos creen", apostilló Joan Francesc Peris, de Els Verds del País Valencià. Pablo Rodríguez, de IR, defendió también el poder de la plataforma para romper con el bipartidismo.

Cerca de 20 organizaciones y personas a título individual -sentados en la primera fila del Paraninfo de la Universidad Politécnica de Valencia- dieron su bienvenida a este pacto electoral, clave en un hipotético cambio político en la Generalitat.

Uno a uno fueron desfilando por la tribuna de invitados, donde el presidente de Valencians pel Canvi, Francesc Burguera, quien deseó a la coalición éxito en su empeño "porque, con mi edad, no puedo esperar otra legislatura". Teresa Quesada, de Ca Revolta, reclamó una dignificación de la política y la recuperación de la identidad del pueblo valenciano. Joan Brusca, secretario general de la Unió de Llauradors, pidió más sensibilidad con el mundo rural porque "nos negamos a convertir esta tierra en espacios de ocio, turismo y nada más". Joan Sifre, secretario general de CC OO, insistió en que el inconformismo social es siempre minoritario en sus inicios pero necesario para cualquier cambio social.

También hablaron representantes de UGT-PV, del colectivo Lambda, de Acció Ecologista-Agró, del Frente Polisario, de Xúquer Viu, de la Societat Coral El Micalet, de la Intersindical Valenciana, del Col.lectiu Ovidi Montllor de Músics i Cantants en Valencià y de Escola Valenciana. A título personal lo hicieron los escritores Joan Francesc Mira, Enrique Cerdán Tato y Alfons Cervera. Enviaron cartas de apoyo el Fòrum per la Memòria, Acció Cultural y Ecologistes en Acció. El cantante Rafa Xambó abrió y cerró el acto y el colectivo Ja en tenim prou proyectó algunos de sus cortos.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 18 de febrero de 2007