Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

La mitad de los jóvenes de la capital vive con sus padres, según una encuesta

Cuatro de cada cinco consultados tienen como valor fundamental una buena relación familiar

Uno de cada dos jóvenes que viven en la capital reside con sus padres. Así lo ha puesto de relieve una encuesta a casi 3.000 personas entre 12 y 34 años realizada por el Ayuntamiento de Madrid. Más de otro 35% lo hace ya en su propia vivienda o con su pareja. Este estudio destaca también que los jóvenes madrileños tienen como valor principal una buena relación familiar, seguido de tener una vida sexual satisfactoria y ganar dinero. Mientras, los encuestados rechazan preocuparse por cuestiones religiosas o espirituales, junto con los temas políticos. En el tema de ocio, las relaciones con los amigos, escuchar música y ver la televisión son las actividades principales a las que dedican su tiempo libre.

La encuesta La situación de los jóvenes en el municipio de Madrid fue realizada en 2.989 personas con edades de entre 12 y 34 años. Las entrevistas fueron hechas entre febrero y mayo de 2005.

- Falta de dinero para vivienda. El estudio recoge que el 54,9% de los jóvenes entrevistados reside aún con sus padres. Destaca que uno de cada cuatro (26,6%) ya reside en su propia vivienda. Los pisos en alquiler se dan entre el 22% de los jóvenes de 16 a 34 años. El estudio añade que son muy escasos aquellos que habitan viviendas cedidas (1%) o en otras situaciones de difícil catalogación (2%).

Según datos de 2003 de la Comunidad de Madrid, el 12% de los jóvenes de entre 21 y 25 años vivía fuera del domicilio paterno. El porcentaje subía al 38,9% entre los madrileños entre 26 y 30 años, y al 70,5%, en el tramo de edad entre 30 y 35 años.

Las razones que dan los encuestados para no comprar una vivienda a corto plazo son que carecen de dinero (55,9%), que se encuentran bien en la situación actual (29,6%) y que no pueden acceder a una vivienda por el precio de ésta (4,6%). También destaca el alto porcentaje (5,3%) de entrevistados que no sabe o no contesta (5,3%).

El estudio municipal investiga las razones que dan los jóvenes para quedarse en el hogar paterno. La solución está clara, es que no tienen medios (85,9%) y que no encuentran alquileres que les convengan (44%). También sobresale que uno de cada cuatro jóvenes tiene un nivel de confort muy aceptable sin asumir responsabilidades. Otro 24,2% está ahorrando para trasladarse en mejores condiciones, mientras que en el 22% de los casos los padres no imponen unas reglas estrictas de convivencia.

- Buenas relaciones familiares. A la mitad de los jóvenes madrileños no les interesa en general ni la política ni la religión, según el estudio. En cambio, el interés por las buenas relaciones familiares son comunes a todos los encuestados: 8,84 de cada 10, seguido de ganar dinero (8,31). Los varones hacen más énfasis en tener una vida sexual satisfactoria, en obtener una buena capacitación laboral y en tener mucho ocio y tiempo libre, mientras que las mujeres sobrepuntúan las buenas relaciones familiares, el mantener y cuidar la salud y el superarse día a día. "Los hombres se inclinan algo más por valores pragmáticos, presentistas y hedonistas, mientras que las mujeres son familiares, normativas y solidarias. Se da la igualdad en lo referido al éxito y el dinero, así como en lo referido al ámbito relacional y grupal", analiza el estudio en este punto.

- Dispuestos a trabajar fuera. El 14,7% de los encuestados no ha trabajado en ningún momento de su vida. Este porcentaje resulta mucho más alto, como es lógico, en la franja de edad que va desde los 16 a los 19 años, ya que son sustentados por sus padres. Lo que sí choca es que un 3,1% de los encuestados entre 30 y 34 años también se halla en esta situación.

Entre las preferencias para trabajar la mayoría apuesta por trabajar por cuenta propia (24,7%), seguido de ser funcionario (21,7%) y montar una empresa (14,7%). Las empresas pequeñas y los negocios familiares son los que menos atraen. Superan ligeramente el 9%.

¿Están dispuestos los jóvenes madrileños a marcharse fuera de la ciudad para trabajar? En un amplio porcentaje (59,8%), sí. Más de la mitad de éstos estaría dispuesto a hacerlo en el extranjero, mientras que el resto se resiste a abandonar España. El 39,4% se opone a estos traslados.

Los jóvenes valoran a la hora de conseguir un trabajo un buen ambiente entre compañeros (3,27 sobre un total de 4), seguido de la seguridad en el empleo (3,11) y la experiencia que les aporta el trabajo (3). Uno de los aspectos menos destacados a la hora de decantarse por un contrato o no está el salario que perciben (2,65). A la hora de ser empleados, creen que el conocimiento de idiomas y la buena formación (ambos con el 56%) junto con el conocimiento de las nuevas tecnologías de la información son fundamentales.

- Salir con los amigos. Los amigos y salir con ellos son las grandes actividades lúdicas y festivas de los jóvenes madrileños. Tres de cada cuatro prefieren este tipo de ocio. Le siguen muy de lejos el escuchar música (37,1%), ver la televisión (30,7%) y el salir de bares y discotecas (29%). Muy pocos se suman a actividades culturales y artísticas (3,6%) o asistir a conciertos (4,1%). La gran mayoría tiene acceso a Internet y lo utiliza a diario. El 56% dispone de este acceso en casa, pero el resto tiene que acudir a alternativas, como el centro de estudios, el trabajo o las casas de sus amigos.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 15 de diciembre de 2006