Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Las telefónicas lanzan agresivas ofertas para captar clientes en Navidad

La campaña navideña se inicia más caliente que nunca en el sector de las telecomunicaciones, con dos nuevas compañías de telefonía móvil y ofertas comerciales agresivas de todas las compañías. Abrirá el fuego Yoigo, el operador propiedad de TeliaSonera, que comenzará a operar hoy en el mercado español tras seis años de inactividad.

Yoigo sale al mercado con una tarifa única en prepago y pospago para llamadas nacionales de 12 céntimos de euro por minuto (más 12 céntimos adicionales de cuota de establecimiento) a cualquier número teléfono de todas las compañías y a cualquier hora y día de la semana. El primer minuto se facturará al completo y los siguientes en fracciones de 30 segundos. El coste de los mensajes de texto (ya sean nacionales o internacionales) será de 10 céntimos de euro.

El consejero delegado de la compañía, Johan Andsjo, aseguró que las tarifas de Yoigo son "entre un 20% y un 50% más baratas" que las de las firmas ya presentes en el mercado. Lo que no dijo el directivo sueco es que las llamadas a números de Yoigo serán también posiblemente las más caras del mercado, puesto que el operador nórdico pretende cobrar precios de interconexión a sus rivales mucho más elevados que los que paga la propia Yoigo.

A la oferta de Yoigo se unirá la próxima semana Happy Móvil, el operador de la cadena de distribución The Phone House y el acuerdo que firmó hace meses con Orange para usar su red celular.

El primer fijo-móvil

Ya.com, mientras, ha lanzado el primer teléfono fijo-móvil del mercado español, que permite realizar y recibir llamadas por la línea fija de la filial de Deutsche Telekom y por la red de cualquiera de las operadoras móviles españolas. Es un teléfono fijo en casa y móvil fuera de casa que Ya.com ofrece en promoción al darse de alta en el servicio de ADSL.

Vodafone ofrece en Navidad llamadas y videollamadas gratis entre sus clientes hasta Semana Santa, para nuevos usuarios y para los que se pasen de tarjeta a contrato. Para el resto, ofrece esas llamadas por seis euros. Por su parte, Movistar ofrece a cambio de un pago fijo de seis euros hablar 100 minutos y pagar sólo uno, con un precio de establecimiento de llamada de 12 céntimos de euro hasta el 31 de diciembre y llamadas todos los fines de semana desde el 1 de enero al 1 de abril, sin pago tampoco de establecimiento de llamada, siempre entre sus clientes.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 1 de diciembre de 2006