Fabio Cannavaro, máximo favorito para obtener el Balón de Oro

La presencia, ayer en Madrid, de varios emisarios de France Foot-ball, la publicación que otorga el Balón de Oro al mejor jugador del año, disparó un sin fin de rumores que colocan a Fabio Cannavaro como ganador del trofeo. El central italiano del Real Madrid se limitó a asentir que "sería maravilloso". Ni una pista más, quizás porque será el 27 de noviembre cuando se conozca, de forma oficial, el nombre del sucesor de Ronaldinho. Aún así, la discreción que rogaron los enviados de la revista no fue recompensada.

El dominio del Real Madrid en el ciberespacio también contribuyó a los murmullos, publicando un artículo titulado Los motivos por los que Cannavaro se merece el Balón de Oro. Ni más ni menos que nueve, y de lo más variopintos, según la entidad blanca: por ser campeón del mundo, por autoridad, por ser el mejor defensa de la actualidad, por haberse criado en las calles de Napoles... "Sé que he jugado un buen Mundial, que la temporada pasada ganamos el título [con el Juventus] y que jugué muy bien, pero es muy difícil que un defensa lo gane... ¡Pero claro que lo quiero!", afirmó El Duce, que desde que alzó la Copa del Mundo -tras derrotar a Francia en la rueda de penaltis (1-1 en el tiempo reglamentario y 3-1 desde los once metros)- no juega con la misma seguridad en el Madrid de Capello.

Cannavaro devolvería, en caso de lograrlo, el Balón de Oro a Italia después de 13 años de sequía, tras la designación de Roberto Baggio. También sería el quinto futbolista del Madrid que lo obtiene, continuando la línea de Di Stéfano, Kopa, Figo y Ronaldo. Eso sí, se lo habría arrebatado a uno de los favoritos, su compatriota Buffon, que en Alemania estuvo cerca de romper la barrera de los 517 minutos sin encajar un gol de Walter Zenga en Italia 90. "Es un jugador fenómeno. Es como Ronaldinho, pero en portero", esgrimió Cannavaro.

La lista de diez candidatos al trofeo la elaboró el Grupo de Estudios Técnicos de la FIFA una vez concluido el Mundial. Sólo podían entrar futbolistas de las escuadras semifinalistas. Zidane, Vieira y Henry eran los franceses en liza, además de Ballack y Klose por Alemania, y Maniche por Portugal. Italia era la que tenía más opciones, con cuatro nominados, incluidos Zambrotta y Pirlo. Por algo los azzurri se proclamaron por cuarta vez campeones del torneo.

* Este artículo apareció en la edición impresa del jueves, 16 de noviembre de 2006.

Lo más visto en...

Top 50