Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Entrevista:

"Yo hablo con las gaviotas"

Con 52 años y dos hijos, esta abogada supermarchosa parece muy gozadora, aunque muestre a veces contención y embride -"no sabe cómo son aquí"-. Notorio es que ser de Bilbao imprime carácter. Le gusta ir a Lekeitio, navegar, el sol, el golf, el cine y los amigos. De mayor quiere ser "una ancianita feliz"

Pregunta. ¿Se siente la Juana de Arco del Athletic de Bilbao?

Respuesta. No, para nada. No me siento salvadora. No me arrogo esa cualidad.

P. Porque van de cabeza a Segunda, ¿no?

R. Ni tocar [ríe]. Eso ni se nos pasa por la cabeza.

P. Pues parece que los leones están cada vez más mansos.

R. Yo creo que no. Lo que pasa es que son unos leones jóvenes, que tienen que crecer un poco. El problema es que hoy en día en el fútbol además de leones hay otros muchos animales.

P. ¿Por qué le han dimitido tantos directivos?

R. A mí no me han dimitido. Han dimitido una serie de directivos que han considerado conveniente hacerlo.

P. ¿Para usted, en Euskadi el PNV y el Athletic son lo más?

R. Huy, en Euskadi tenemos muchas cosas que son lo más. Yo le diría que el Athletic es lo más. En el PNV no entro.

P. De toda la vida de Dios se ha dicho que en este club el PNV mangoneaba un poquito.

R. Yo supongo que eso son referencias de Madrid [risas].

P. ¿Por qué dicen que va de perejil de todas las salsas?

R. ¿Lo dicen? En absoluto me tengo por tal. Igual he estado en sitios que se ven. Y por eso me identifican.

P. ¿Y si no es perejil qué aporta al guiso?

R. Pimienta.

P. ¿Qué zonas del cuerpo le trabaja más su entrenador?

R. Todas. Incluida la cabeza.

P. Creo que habla con las gaviotas. ¿No se lo ha hecho mirar?

R. Para nada. La gaviota es un pájaro que identifico con la libertad. Y es muy sano hablar con quien te parezca conveniente. Yo, con las gaviotas.

P. ¿Y ellas cómo reaccionan?

R. Escuchan.

P. Metida en balnearios, ¿cuál es su masaje favorito?

R. El que me relaja. Lo elijo según la ocasión. Me gusta que me toquen. Los seres humanos carecemos del contacto físico, y muchas veces un tacto dice más que una palabra.

P. Han escrito que se crece ante los hombres.

R. No. Yo soy así. Creo que la mejor manera de hacerte entender es hablando con claridad. Una de las cosas más importantes que he conseguido en mi evolución personal es identificar lo que deseo.

P. E identificó que quería ser presidenta del Athletic.

R. No. Nunca he pretendido serlo. Pero siempre me monto en los trenes que la vida me da.

P. En la piscina de su vida, ¿nada a crol, a braza, a espalda?

R. Según el momento. Hay veces que nado a lo perro, porque es una cuestión de salvar. Otras, si las aguas me lo permiten, exhibo un estilo. Pero siempre nado.

P. ¿Usa psicoanalista o director espiritual?

R. Cuando he tenido que resolver alguna cuestión, he procurado ayudarme, y acudir donde considero que debo. Creo que los psicoanalistas han sustituido al director espiritual, pero para mí mi fe es muy importante.

P. Imagínese una alegría para el cuerpo. ¿Mejor con Ibarretxe, con Otegi o con Patxi López?

R. No me pone ninguno de los tres. Puestos a elegir, con George Clooney.

P. ¿Incorporará a sus sesiones de karaoke el himno del Athletic?

R. Lo canto siempre [risas]. Lo tengo incorporado.

P. Como para irse a cenar con usted.

R. Sólo lo canto cuando me lo piden. También canto a Serrat, a Los Panchos... Mis amigos dicen que lo hago bien. Y soy muy bailona. Cantaba en el coro del colegio, bailaba en los actos que organizaban las monjas. Y dirigía una orquesta de 40 niñas.

P. Mandando desde tempranito.

R. Pues no lo sé. Lo cierto es que me apuntaba a todo. Siempre levantaba el dedo.

P. Como agente de la propiedad inmobiliaria, no le dará por hacer pisos en San Mamés.

R. No, no. San Mamés es sagrado, y no nos lo toca nadie.

P. ¿Cuál ha sido su mejor gol?

R. Mis hijos. Y me gratificó mucho encargarlos.

P. ¿Qué opina su gato de todo esto?

R. Mi gata es muy feliz. No le he preguntado si está contenta con mi nuevo puesto, pero supongo que sí, porque en mi casa todo el mundo lo está, y la gata forma parte de mi familia.

PERFIL

Con 52 años y dos hijos, esta abogada supermarchosa parece muy gozadora, aunque muestre a veces contención y embride -"no sabe cómo son aquí"-. Notorio es que ser de Bilbao imprime carácter. Le gusta ir a Lekeitio, navegar, el sol, el golf, el cine y los amigos. De mayor quiere ser "una ancianita feliz"

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 22 de octubre de 2006

Más información