Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
FÉLIX HERRERO | Federación Española de Entidades Islámicas | Quejas contra las celebraciones de la Reconquista

"Recuerda quién fue el vencedor y propicia un ambiente revanchista"

Félix Herrero es imán de la mezquita de Málaga y preside la Federación Española de Entidades Religiosas Islámicas

Pregunta. ¿Cómo deben evolucionar las fiestas de Moros y Cristianos?

Respuesta. A favorecer una convivencia. Para lograrlo, hay que hacer desaparecer las cosas que puedan molestar a alguien, se debe hacer hincapié en los muchos siglos de convivencia entre musulmanes y cristianos, y se debe dejar de resaltar unos actos concretos que han durado poco espacio en el tiempo y que recuperan las luchas fratricidas entre españoles de distintas creencias.

P. Usted decía esta semana que estas fiestas de Moros y Cristianos es como si se celebrara en algunas ciudades la entrada de las tropas de Franco...

R. Sí, efectivamente, pero sin generalizar. Cada una tiene su idiosincrasia. En muchos sitios celebran la toma de la ciudad por los ejércitos castellanos o catalano-aragoneses. Entonces, celebrar una invasión es celebrar la entrada de unas fuerzas con el consiguiente expolio, la sangre y esclavización de unos por otros. Cuando se celebra la toma de Granada, yo no concibo que 514 años después haya todavía una parte de españoles que festejen eso en detrimento de otros. Hemos visto cómo el 18 de julio se ha suprimido. ¿Y eso qué significa? ¿Que la mayoría de los españoles querían eso? Quizá sí, pero es evidente que la mayoría no quería que se celebraran luchas fratricidas de unos contra otros. Y aquí, cada año, se recuerda quién es el vencedor, y se está propiciando un ambiente revanchista. Esas batallas deben quedar para los libros de historia donde se cuente la conquista de Granada y el genocidio de la población musulmana. Pienso que las fiestas de conquista deben quedar para la historia y hacer hincapié en la convivencia.

P. Pero eso acabaría con el espíritu de estas fiestas.

R. Lo que ha marcado las fiestas de Moros y Cristianos no ha sido la toma de ciudades, sino que se originan en el siglo XIX, bastantes años después de las conquistas, y nacen con un espíritu de fiesta. Se extienden de un pueblo a otro y tienen un auge hace pocos años por el desarrollo turístico e industrial y el aumento del nivel de vida.

P. ¿Cree que están inspiradas en el revanchismo?

R. No quiero generalizar, y es evidente que la inmensa mayoría de los festeros no tienen intención de molestar a nadie. Tengo amigos que participan, incluso algún musulmán, pero creo que debe primar la convivencia.

P. ¿Qué opina de que se supriman los actos que podrían ser ofensivos para los musulmanes?

R. Lo considero muy positivamente y felicito a todas las personas que han colaborado en la supresión de actos que podrían herir a otras personas.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 7 de octubre de 2006