Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Reforma del Estatuto de Andalucía

EL PP dice que quedan temas cruciales por resolver

El próximo martes la ponencia mixta Congreso-Parlamento andaluz sobre la reforma del Estatuto andaluz vivirá una jornada maratoniana. El presidente de la Comisión Constitucional, Alfonso Guerra, quiere tener listo para ese día el dictamen de los ponentes, aunque antes tendrá que abordarse cuestiones bastante polémicas como el Preámbulo, donde figura la alusión a la realidad nacional de Andalucía, la definición de la comunidad, el título de Relaciones Institucionales, donde se refuerza la bilateralidad entre la Junta y el Estado, y todas las disposiciones finales. Entre ellas figura la llamada deuda histórica.

La ponente del PP, Soraya Sáenz de Santamaría, advirtió que se ha avanzado pero que aún quedan temas "cruciales" por resolver. Estos asuntos están centrados, básicamente, en 10 preceptos del Estatuto, si bien la principal duda es que si el PP nacional tiene o no voluntad política de un acuerdo.

Los ponentes populares Fátima Báñez y Antonio Sanz volvieron a reiterar ayer lo que parece ser el lema del PP en la ponencia -"hay avances importantes, pero insuficientes"- cuando se debatieron los títulos de Economía, Empleo y Hacienda, Medio Ambiente y Medios de Comunicación. De hecho, el PP mantiene vivas para la comisión todas las enmiendas planteadas a estos apartados.

El mensaje de los socialistas es el de destacar el "gran acuerdo" alcanzado con PP e IU en financiación, uno de los pilares, según resaltaron, junto con competencias de la comunidad y el título de derechos sociales del Estatuto. El PSOE repite machaconamente este idea -sustentada en datos cuantitativos por las votaciones conjuntas- porque cree, entre otras razones, que si al final el PP da la espantada, más difícil tendrá de explicar a la opinión pública su voto negativo.

El secretario de Política Autonómica del PSOE, Alfonso Perales, que actúa de portavoz de todos los ponentes socialistas y cuya presencia en la ponencia se debe a que es un hombre de total confianza de Manuel Chaves, aseguró ayer que "no hay un acuerdo cerrado ni definitivo con el Partido Popular, pero podemos constatar que en muchos artículos hemos contado con el apoyo del PP".

La jornada de ayer fue especialmente dura para los ponentes del PSOE y de Izquierda Unida, después de cinco horas seguidas de negociación para pactar las transaccionales que se aprobaron en el trámite oficial de la ponencia. En esa cita se llegaron a manejar hasta cinco borradores distintos de algunos artículos sobre la financiación, los cuales a su vez debían recibir el visto bueno del Ministerio de Economía.

Éste estaba representado por el secretario de Estado de Hacienda, Carlos Ocaña, con quien la Consejería de Economía andaluza ha mantenido serios desencuentros. Tampoco los ponentes socialistas ocultan su falta de sintonía con este alto ejecutivo por ser eminentemente "un técnico".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 6 de octubre de 2006