Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
El futuro de la inmigración

Desembarcan en Tenerife los 200 inmigrantes asiáticos que viajaban a bordo de un pesquero

El Gobierno español decidió al filo de la medianoche que los 200 inmigrantes asiáticos que se encontraban a bordo de un pesquero que apareció en la tarde de ayer a menos de 2 millas de la isla de Tenerife desembarquen en su totalidad y sean tratados igual que los subsaharianos que alcanzan las islas a bordo de cayucos de madera, informó el delegado del Gobierno en Canarias, José Segura, desde la misma bocana del puerto de Los Cristianos (al sur de Tenerife).

Según la versión oficial transmitida por Segura, tras una inspección del buque efectuada por agentes de la Guardia Civil y funcionarios de Salvamento Marítimo, se tomó la decisión de considerar a estos inmigrantes como náufragos y aplicar el artículo 33 del convenio SOLAS por el que España asume el rescate de personas en alta mar cuya vida se encuentre en peligro. El pesquero será remolcado y escoltado hasta el puerto de Santa Cruz de Tenerife, donde tenía previsto su atraque al amanecer.

Los inmigrantes serán enviados a una comisaría de la capital donde serán interrogados, pasarán a disposición judicial e ingresarán en el centro de internamiento de extranjeros o en el cuartel militar de Las Raíces, colmatados con 1.300 y 3.300 subsaharianos.

El pesquero, de similares características al aparecido este verano en Cádiz, fue avistado a las seis de la tarde por un vecino que alertó a las fuerzas de seguridad, cuando ya se encontraba a menos de dos millas de la costa. Tras burlar en su ruta hasta Tenerife el dispositivo Frontex, los barcos de la Armada española que patrullan las aguas del archipiélago a unas 50 millas de la costa y los aviones de reconocimiento que sobrevuelan desde hace meses las aguas internacionales en busca de cayucos.

A pesar de que a la costa sureste de Tenerife han llegado centenares de embarcaciones con miles de subsaharianos este año, no existe un sistema de radares que vigile las aguas de esta isla.

Una vez localizada la embarcación, agentes de la Guardia Civil y Salvamento Marítimo subieron a bordo y comprobaron que allí había unos 200 asiáticos, y que el barco, aunque con cierta sobrecarga, se encontraba en condiciones óptimas para la navegación. De los 200 inmigrantes, 18 fueron evacuados a las 10 de la noche al puerto de Los Cristianos con distintas lesiones.

El pesquero ha sido identificado por el nombre Al-Mari escrito en su casco. Fuentes diplomáticas africanas, que solicitaron anonimato, reconocieron las características de este barco como "muy similares o las mismas" que un buque pesquero de la misma eslora y los mismos pasajeros, bautizado como Enemen-D y de bandera senegalesa. Hace 15 días, fue avistado en las costas de Guinea Bissau, donde embarcaron la mayor parte de los ciudadanos asiáticos que "llevaban aguardando esta operación varias semanas".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 15 de septiembre de 2006