Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

ICV denuncia el uso de 70.000 litros de agua en las fiestas de Tarragona

Iniciativa per Catalunya Verds (ICV) de Tarragona ha pedido al consistorio que no use agua proveniente del Ebro para la revetlla remullada, uno de los actos más populares de las fiestas de Sant Magí, en el que los asistentes quedan absolutamente mojados con los 70.000 litros de agua que arroja la organización. Los ecosocialistas recuerdan que los embalses de la cuenca del Ebro se encuentran este año muy por debajo de la media y exigen que el consistorio utilice agua reciclada para ese acto festivo. El alcalde de la ciudad, Joan Miquel Nadal (CiU), arremetió contra esta propuesta al considerar que "no se deben politizar las fiestas".

Tarragona recibe agua procedente del minitrasvase del Ebro, y el gasto de estos 70.000 litros de agua en fiestas mayores ya fue denunciado por ICV el año pasado. Ahora, el partido pide también que el Ayuntamiento informe a la población sobre la procedencia del agua que se emplee en las fiestas y que se modifiquen las ordenanzas municipales para incorporar criterios de ahorro y mayor eficiencia en el uso del agua.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 12 de agosto de 2006