Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Reportaje:Fútbol

El chico récord

El Athletic ficha por seis millones a Javier Martínez, de 17 años, el traspaso más rentable de Osasuna y el segundo más caro en Bilbao

Javi Martínez, medio centro de Osasuna Promesas (el segundo equipo de Osasuna), ya ha batido un récord en el conjunto rojillo al convertirse con 17 años en el traspaso más rentable de la historia del club: seis millones de euros ha pagado el Athletic para hacerse con los servicios de un futbolista que aún no ha debutado en Primera División pero que estaba en la agenda de varios equipos de la Liga. Martínez supera a Pablo García, que dejó cuatro millones en las arcas del club cuando fichó por el Real Madrid. Además, se convierte en el segundo fichaje más caro de la historia del club rojiblanco, sólo superado por Roberto Ríos (12 millones al Betis en 1997) e iguala a Ezquerro cuando fue fichado al Atlético en 1998.

La apuesta del Athletic ha sido rotunda por un futbolista al que muchos comparan con Raúl García, una de las sorpresas rojillas de la temporada. Sin embargo, quienes le han seguido, dentro y fuera de Navarra, aseguran que es una versión mejorada del centrocampista de Osasuna "porque tiene más llegada y más gol". Físicamente, ambos se asemejan. Javier Martínez (que debutó con el Promesas en 2ªB con 16 años) mide 1,89 y pesa 79 kilogramos frente a los 1,83m y 80 kg. de Raúl García.

El Athletic venía siguiendo al jugador desde hace dos temporadas y ocupaba el primer lugar en sus preferencias futbolísticas. Sin embargo, tropezaba con muchos escollos: las relaciones con Osasuna no son buenas, la familia del futbolista quedó muy tocada cuando el Athletic cortó a su hermano Álvaro (ahora en el Alicante) cuando militaba en el Bilbao Athletic y, además, varios equipos, especialmente el Real Madrid, también llevaban un seguimiento exhaustivo del jugador. Osasuna reaccionó de inmediato modificando su contrato e imponiendo una cláusula de seis millones de euros para dificultar la salida del jugador. Incluso, cuando se tuvo conocimiento de que era un futbolista cotizado, el Athletic temía que Patxi Izco, presidente osasunista, volviese a modificar el contrato amparándose en su acceso al primer equipo. El Athletic tuvo que sortear las dificultades familiares y medir el impacto económico de un fichaje deseado pero polémico. A favor jugaba, además de los informes, la experiencia de Joseba Etxeberria, por el que el Athletic pagó a la Real 3.300.000 euros en 1995, cuando tenía 17 años y sólo contaba con siete partidos en Primera División. En contra, pesaba el riesgo de apostar por un futbolista con más ilusión que contraste, al que podía afectarle un traspaso tan espectacular. "Estamos ante un proyecto de gran futbolista", opinan en el club, "que aún debe crecer más, física y deportivamente. Un medio centro con llegada, con gol y de enormes facultades físicas".

Javier Martínez se une así a los otros tres fichajes del Athletic para la próxima temporada: Gabilondo (Real Sociedad), Álex García (Racing B) y Sarriegi (Alavés).

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 3 de julio de 2006