Pacheco se desmarca del plan para salvar el circuito de Jerez

La alcaldesa de Jerez, la socialista Pilar Sánchez, puede encontrarse hoy con serios problemas para sacar adelante la propuesta que, con la Junta de Andalucía, ha elaborado para salvar de la quiebra al circuito de Jerez. Su socio de gobierno, el PSA de Pedro Pacheco, ha anunciado que hoy no respaldará la iniciativa ni en el Consejo de Administración de Cirjesa -la empresa municipal que gestiona el trazado- ni en el pleno fijado para esta mañana si no se cambian algunos términos de la misma y se da un porcentaje mayor del accionariado al Ayuntamiento.

Los socios, PSOE y PSA, están de acuerdo en la filosofía de la propuesta, que no es otra que evitar una quiebra técnica del circuito y devolver a Cirjesa la estabilidad financiera que no ha tenido en los últimos años.

En lo que no hay consenso entre Pilar Sánchez y su primer teniente de alcalde, Pedro Pacheco, es en el proceso técnico que hay ejecutar para llevar a buen puerto el plan de salvación del trazado de velocidad andaluz.

La alcaldesa y la Junta de Andalucía han diseñado una iniciativa por la que el Ayuntamiento acudiría a la ampliación de capital de Cirjesa presentando los terrenos del circuito y sus aledaños, es decir, 1,2 millones de metros cuadrados valorados en 27 millones de euros. Por su parte, el Gobierno andaluz aportaría 18 millones más en dinero contante y sonante, con lo que el capital de la sociedad quedaría establecido en 45 millones de euros con un 60% de acciones para el Consistorio jerezano y el 40% restante para la Junta.

Suelo

Así las cosas, Pacheco y su formación advierten de que el suelo que se quiere cambiar por acciones del circuito es demanial (suelo público que no puede ser sometido a transacciones económicas) por lo que primero habría que recalificar esos terrenos. El portavoz municipal de los andalucistas, Antonio Sánchez, fue explicito ayer: "No vamos a aprobar una operación que tiene visos de ilegalidad".

Según el PSA, convirtiendo los terrenos del circuito y sus aledaños en bienes patrimoniales y, alguna parte, urbanizables se conseguiría revestir de legalidad la maniobra y elevar el precio del terreno hasta los 55 millones de euros frente a los 27 actuales. Así, se dotaría de mayor capital social a Cirjesa y el reparto de acciones sería de un 80% para el Ayuntamiento y un 20% para la Junta. "Los ciudadanos de Jerez son los que más han aportado al circuito y es más justa que una gran mayoría del accionariado sea municipal", señaló Antonio Sánchez.

Así las cosas, PSOE y PSA llegarán enfrentados al pleno de hoy si no encuentran una solución de última hora. El plan de salvación del circuito puede quedar en el aire.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción