Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Reportaje:MERCADOS

La Bolsa en máximos

El dinero utiliza la renta variable como refugio obligado

La Bolsa española ha cerrado esta semana en el nivel más alto de los cuatro últimos años gracias a la ausencia de otras alternativas de inversión. La nueva subida del precio del petróleo no ha afectado a los inversores y el Ibex 35 termina en 9.682,30 puntos, con una ganancia anual del 6,62%.

El Ibex 35 consiguió el pasado viernes romper el anterior máximo anual que se mantenía desde el día 15 de febrero y, de paso, se situó en el nivel más alto desde el mes de mayo de 2001. El principal índice de la Bolsa española cerró en 9.682,30 puntos tras ganar el 1,26% en la semana, con lo que ya acumula una subida del 6,62% en el conjunto del año.

Las restantes bolsas europeas también marcaban nuevos máximos anuales y se situaron en los niveles de los meses de mayo y junio de 2002.

El argumento más utilizado por los expertos del mercado para justificar este tirón, que además coincide con una nueva escalada del precio del petróleo, se centra en torno al exceso de liquidez del sistema y a la ausencia de alternativas que en estos momentos se consideran viables a medio plazo.

Los inversores se han volcado en los mercados de valores para colocar una parte de su liquidez a pesar de que el precio del petróleo en Estados Unidos se acerca a los 58 dólares el barril, muy cerca de los máximos históricos y sin que haya por el momento señales de descenso a medio plazo, pues los futuros de septiembre y octubre ya superan los 58 dólares desde hace algunos días.

El proceso alcista de los últimos meses no ha sido, sin embargo, muy homogéneo pues los tres principales valores del Ibex 35, Telefónica, SCH y BBVA, muestran descensos desde el precio correspondiente al anterior máximo anual del Ibex 35 del día 15 de febrero, mientras que son algunas constructoras y el sector de energía, petroleras y eléctricas, las que más han subido en estos cuatro meses.

La semana ha ofrecido un amplio muestrario de indicadores económicos contradictorios, sobre todo en Estados Unidos, pero la publicación del libro beige de la Reserva Federal ha conseguido suavizar las tensiones al afirmar que la economía estadounidense sigue creciendo, que el nivel de empleo mejora y que las presiones sobre los precios son moderadas, justo lo que los inversores necesitaban escuchar.

Las subidas hasta los máximos de los tres, o cuatro, últimos años por parte de las bolsas europeas también vienen a poner las cosas en su sitio respecto de los problemas políticos de la Unión Monetaria Europea, que han quedado relegados al nivel de conversaciones secundarias.

El volumen negociado en el Mercado Continuo en los últimos días ha subido considerablemente hasta alcanzar una media de 3.338,59 millones de euros que, en operaciones "abiertas", se reduce a 2.238,10 millones.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 19 de junio de 2005