Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Piscinazo de Ronaldinho

Ranieri apostó por la línea dura y alineó a un equipo muy físico que afeó el partido todo lo que pudo. Se defendió con todo, lo permitido y lo no permitido: hubo un agarrón de David Navarro a Eto'o dentro del área al filo del descanso que no vio el árbitro, Puentes Leira. Así como entradas muy broncas por parte de David Navarro a Ronaldinho y de Marchena a Iniesta. Más tarde, Ronaldinho le soltó un codazo a Curro Torres en el cuello sin que el árbitro tampoco indicara nada. Acto seguido, el lateral valencianista prometió venganza. El Barça entró de lleno en la refriega. De mala manera. Belletti le pisó la espalda con saña al lateral Moretti, que yacía en el suelo. ¿El árbitro? En el limbo, como toda la noche. Cañizares se enzarzó con Deco tras el gol marcado por Ronaldinho -su tercero en la Liga, los tres desde los 11 metros-. Un penalti inventado por Puentes Leira: no hubo empujón de Angulo a Ronaldinho, que se lanzó a la piscina.

El día que cumplía 35 años, Cañizares fue batido después de cinco encuentros sin recibir ningún gol. Y aguantó la pitada permanente de la hinchada culé, que le tiene una especial inquina. El juego fue interrumpido constantemente por las faltas y el Barça se vio con un jugador menos tras la expulsión del portero Valdés, que tocó con las manos el balón fuera del área.

Ranieri guardaba una sorpresa en su alineación: prefirió a Fiore en lugar de Aimar como media punta. No había hecho el centrocampista italiano un buen partido desde que llegó en verano a España, pero ayer el técnico le dio su gran oportunidad. Y la aprovechó. No tanto por su discreto juego como por la definición magistral en el regalo que le cayó tras un rebote entre Baraja y Xavi. Solo ante Valdés, el italiano picó con la izquierda, muy suave, ante la salida del meta azulgrana. Era el segundo tanto de Fiore en la Liga y su primer gran momento.

Por su lado, Pellegrino, central argentino del Valencia, anunció ayer que el club le dará la baja en diciembre si le surge alguna oferta de algún otro equipo.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 19 de diciembre de 2004