Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El PSPV pide un plan de vivienda protegida para revitalizar el tejido social y la vida de Natzaret

El Grupo Municipal Socialista del Ayuntamiento de Valencia ha presentado una moción a la Comisión de Vivienda, Grandes Proyectos y Urbanismo en la que solicita la elaboración de un Plan de Vivienda Protegida en Natzaret que "revitalice" este barrio, según informaron fuentes del grupo. Este plan 2005-2008, que incluiría viviendas de VPO "en venta y alquiler" para jóvenes, debería marcarse como objetivos la "incorporación de nuevos vecinos que incrementen el tejido social", así como "revitalizar la vida comercial, lúdica y socio-cultural" del barrio, según ha explicado el portavoz del grupo socialista, Rafael Rubio, firmante de la moción.

Se pretende, asimismo, "mejorar la convivencia" y "consolidar las zonas degradadas" para mejorar las condiciones urbanísticas y de movilidad "construyendo equipamientos y zonas verdes", indicó Rubio. El concejal socialista señaló que en la ciudad, el suelo destinado a la construcción de viviendas ha alcanzado "niveles de consolidación altos", pero que en Natzaret existe un "nivel de degradación urbanística muy preocupante, que dificulta la consolidación urbanística con la construcción de nuevos edificios". Rubio indicó que su grupo ha realizado un estudio de la situación urbanística del planeamiento previsto para el barrio, y que "procede una intervención pública para mejorar la calidad de vida de los vecinos y conseguir los objetivos propuestos". Una actuación, explica, que "necesariamente" ha de venir impulsada por el Ayuntamiento de Valencia, ya que las condiciones sociales del barrio, la situación de zona periférica y la tipología urbanística planteada con edificios de pocas alturas y poca densidad, no posibilita la construcción masiva de vivienda de renta libre, "que es lo que impera en el resto de la ciudad".

Rubio explica que el PGOU de 1989 "establecía el planeamiento pormenorizado para el barrio de Natzaret, "dejando un ámbito (M-6) para desarrollar a través de un Plan de Reforma Interior, que fue aprobado definitivamente en febrero de 1999". El desarrollo del suelo para dotaciones públicas previsto en estos planeamientos, al igual que en el resto de la ciudad, indica el edil socialista, "ha sido a lo largo de estos años bastante desigual, quedando todavía pendientes determinadas parcelas destinadas a equipamientos socio-culturales, escolares y zonas verdes".

Rubio pide, asimismo, que el Ayuntamiento aporte "una partida extraordinaria al presupuesto de Aumsa de 2005 de 6 millones de euros para las primeras actuaciones de gestión directa".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 12 de diciembre de 2004