Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra
Entrevista:MILOS FORMAN | Director de cine

"Probablemente Goya no hubiera sobrevivido en el siglo XXI"

El director checo Milos Forman (Caslav, 1932) ha recibido el homenaje de Sevilla Festival de Cine, que se inició ayer. Forman ha dirigido algunas películas memorables, como Los amores de una rubia (1965), Alguien voló sobre el nido del cuco (1975), Ragtime (1981), Amadeus (1984) y Valmont (1989), entre otras. Forman prevé rodar una película que tiene al pintor Francisco de Goya como uno de sus personajes principales.

Pregunta. ¿Qué le parece este homenaje?

Respuesta. Estoy muy orgulloso de recibirlo porque soy un gran admirador de la cultura española. Me llena de satisfacción que mi trabajo sea admirado en un país cuya cultura aprecio mucho.

P. Ha rodado películas europeas y películas estadounidenses. ¿Es usted un claro ejemplo de mestizaje entre esos dos cines?

"No entiendo lo que quiere decir la expresión 'cine europeo"

R. Me resulta difícil contestar esta pregunta. Todo buen cine nacional de Europa es tan bueno como el americano. No entiendo lo que quiere decir la expresión "cine europeo". El cine español es magnífico. Y yo no me atrevería a llamarlo cine europeo. Es cine español. En América no vas a ver una película por el hecho de que sea americana. Vas a verla porque está hecha por personas que reflejan aspectos de la vida social y cultural. Las películas de Spielberg, Lucas, Lynch, Stone o Coppola son muy diferentes. Lo único que tienen en común es el idioma.

P. Prevé rodar una película que tiene a Francisco de Goya como uno de sus personajes principales. ¿Cómo se le ocurrió este proyecto?

R. Es una idea que desarrollo con el guionista francés Jean-Claude Carrière, que trabajó en varias películas con Luis Buñuel. La idea me vino de un libro que leí hace tiempo y que trataba de la Inquisición española. Había muchas similitudes con cosas que había conocido. Siendo niño viví bajo los nazis. Más tarde viví bajo la dictadura comunista. Me quedé asombrado de los paralelismos que había entre la Inquisición española y los regímenes totalitarios nazi y comunista. La película será una ficción basada en hechos reales. Uno de los personajes principales es Goya, que refleja cualquier aspecto social del periodo que vivió.

P. Usted ha dicho que un hombre como Goya, que pintó a la familia real, a Wellington y los desastres de la guerra, no hubiera sobrevivido en el siglo XXI.

R. Dije que, probablemente, Goya no hubiera sobrevivido en el siglo XXI. He escuchado dos veces -una en el siglo XX y otra en el siglo XXI- en boca de un líder político la siguiente frase: "Estás con nosotros o estás contra nosotros". En este mundo de hoy es muy difícil ser un observador de los dos sitios sin ser castigado por no juntarte con uno u otro.

P. ¿Qué recuerdo le ha quedado de Alguien voló sobre el nido del cuco, una película que ganó cinco oscars, que fue decisiva en su carrera y que le hizo mundialmente célebre?

R. Me siento muy orgulloso de esa película. La considero mi película checa aunque se basa en un libro americano de Ken Kesey. El tema de este libro es universal: la relación entre el individuo y la institución, y la paradoja de esta relación en la sociedad moderna. Porque, de hecho, nosotros necesitamos instituciones y las creamos para ayudarnos a vivir mejor. Pagamos estas instituciones con nuestros impuestos. Sin embargo, en muchas ocasiones terminamos siendo las víctimas de estas mismas instituciones.

P. Un escritor me comentó una vez que al pasear por Praga se sentía como en Sevilla. Había muchas iglesias y la tradición cultural era la misma.

R. Sí hay muchas similitudes. Pero en Praga hace muchísimo frío y las iglesias son de un estilo un poco diferente. En Praga hay muchas iglesias barrocas pero al estilo centroeuropeo.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 7 de noviembre de 2004