Gallardón y Acebes se enzarzan en plena recepción real por el conflicto del PP en Madrid

Aguirre, al alcalde: "Ahora que estabas tan bien calladito, has vuelto a meter la pata"

El alcalde de Madrid, Alberto Ruiz-Gallardón, y el secretario general del PP, Ángel Acebes, mantuvieron ayer una tensa conversación de 20 minutos, a la vista de todos los invitados a la recepción del Palacio Real con motivo de la Fiesta Nacional. Acebes reprochó a Gallardón que su número dos Manuel Cobo hubiera presentado una lista alternativa a la de Esperanza Aguirre, abriendo una crisis en el partido. Antes, la presidenta de la comunidad había tenido unas palabras con Gallardón. "Le dije: 'que mal lo has hecho, ahora que estabas tan bien calladito, has vuelto a meter la pata", contó a los periodistas.

Más información

Al comienzo de la discusión estuvieron presentes los portavoces del PP en el Congreso y el Senado, Eduardo Zaplana y Pío García-Escudero, respectivamente, así como el dirigente del área económica del partido, Miguel Arias Cañete, y el ex secretario de Estado de Comercio José Manuel Fernández Norniella, cercano al ex ministro de Economía, Rodrigo Rato. Poco a poco, los presentes, fueron dejando solos a Ruiz-Gallardón y a Acebes.

El secretario general del PP se ha pronunciado contra el alcalde de Madrid respecto a la disputa por el poder dentro del partido en Madrid. Hasta el punto de que ha llegado a avisar a la candidatura que encabeza Manuel Cobo, el vicealcalde de la capital y hombre de confianza de Ruiz-Gallardón, de que "no iba a salir gratis" la presentación de una candidatura alternativa a la de Aguirre. Acebes mantuvo ayer esta posición, y le planteó al alcalde de Madrid que la presentación de una candidatura alternativa había metido en un lío al PP, y que eso perjudicaba al partido.

Posiciones inamovibles

El regidor no aceptó el reproche y le recordó a Acebes que la dirección nacional había consentido que se laminase y machacase, por parte de Esperanza Aguirre, a Pío García-Escudero, presidente actual del PP de Madrid. Gallardón ha recordado de forma reiterada que, durante los 11 años de mandato de García-Escudero, el PP ha logrado en Madrid los mejores resultados electorales de su historia y ha vivido una etapa de paz con la integración de todos dentro de la ejecutiva regional. Ruiz-Gallardón y Acebes no se movieron un milímetro de sus posiciones declaradas en los últimos días.

El secretario general de los populares no acepta que se presente una candidatura alternativa a la de Aguirre, mientras que Ruiz-Gallardón rechaza que la presidenta de la Comunidad de Madrid asuma el poder del partido sin compartirlo con uno de sus hombres de confianza.

García-Escudero, que asistió a la discusión, comentó, a su vez, que hacía tiempo que había decidido no presentarse a la reelección como presidente del PP de Madrid y que trabajará para que se presente una única lista para la dirección del partido.

El enfrentamiento entre Ruiz-Gallardón y Acebes era la continuación del que mantuvieron por la mañana, durante el desfile militar, Ruiz-Gallardón y Aguirre. La actual presidenta autonómica contó a los periodistas que le había comentado al alcalde de Madrid que en su lista para la nueva dirección del PP "cabían todos", aunque le reprochó que con su exigencia de que la secretaría general fuera para Manuel Cobo "había quemado para ese cargo" al vicealcalde de Madrid.

Ruiz-Gallardón le replicó que quería saber qué decía hoy el presidente del Partido Popular, Mariano Rajoy, en la reunión de maitines. A lo que Aguirre respondió, que "el presidente tendrá más bien poco o nada que decir" después de sus "declaraciones contra el secretario general", Ángel Acebes. El alcalde de Madrid recordó a Aguirre que, con su anuncio de optar a la presidencia del partido, había machacado a García-Escudero y que la militancia no le perdonaría ese gesto.

Esperanza Aguirre aseguró también a los periodistas que cuenta con el apoyo del 95% de la militancia de los pueblos de la comunidad y de la gran mayoría de la capital. En conclusión, según Aguirre, contará con un 80% de los apoyos frente a un 20% de Cobo. También dijo contar con el respaldo de los antiguos colaboradores de Rodrigo Rato en Madrid.

La presidenta de la comunidad también comentó que cuando estaba con Ruiz-Gallardón, se acercó el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, y les dijo que a ver si lograban una única lista para el congreso de Madrid [que se celebrará en noviembre]. Aguirre recordó en ese momento a Zapatero que él fue elegido secretario general en una competición con cuatro listas.

Zapatero dijo, a su vez, que la conversación culminó con un comentario suyo a los dirigentes populares: "Ya veréis qué bonito es disfrutar de la libertad y la democracia interna en un partido". El ministro José Bono, que se encontraba al lado del presidente del Gobierno, sin que éste se diera cuenta, respondió: "¡Si lo sabré yo!". Bono fue derrotado por Zapatero en aquel congreso.

En primer término, y de izquierda a derecha: Pasqual Maragall; Esperanza Aguirre; su marido, Fernando Martínez de Haro; Alberto Ruiz-Gallardón; su esposa, Mar Utrera; Manuel Fraga y Francisco Camps, en una de las tribunas durante el desfile militar en conmemoración de la Fiesta Nacional.
En primer término, y de izquierda a derecha: Pasqual Maragall; Esperanza Aguirre; su marido, Fernando Martínez de Haro; Alberto Ruiz-Gallardón; su esposa, Mar Utrera; Manuel Fraga y Francisco Camps, en una de las tribunas durante el desfile militar en conmemoración de la Fiesta Nacional.ULY MARTÍN

* Este artículo apareció en la edición impresa del martes, 12 de octubre de 2004.

Archivado En:

Te puede interesar

EmagisterBECAS VERANO

Lo más visto en...

Top 50