Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Michael Moore persigue a Bush

LOS ÁNGELES

Michael Moore se ha propuesto aguarle las vacaciones al presidente de Estados Unidos, George W. Bush, con la proyección el próximo miércoles de su documental Fahrenheit 9/11 en Crawford (Tejas), a la que además asistirá el polémico director. Esta localidad, de poco más de 700 habitantes, se encuentra a unos quince kilómetros del rancho en el que Bush disfruta de sus vacaciones.

Una calma que el miércoles se verá interrumpida con la proyección de esta sátira contraria al Gobierno de Bush y la invasión de Irak. El documental, que ha recaudado más de 103 millones de dólares en la taquilla estadounidense, llegará a esta pequeña localidad gracias a una proyección organizada en la llamada Casa de la Paz. El local, conseguido gracias a la venta de insignias caseras en contra de la guerra a dólar la pieza, será una improvisada sala de cine a la que Moore ha cedido una copia del filme. El propio director estará presente en este estreno y aceptará las preguntas del público al final de una proyección a la que invitó también a Bush. "Le reservaríamos un asiento en primera fila", ha comentado el cineasta, ganador de un Oscar con Bowling for Columbine, que también se ha ofrecido a prepararle palomitas de maíz. El presidente estadounidense aún no ha visto esta polémica cinta, y -según indicó a la prensa uno de sus ayudantes- tampoco tiene intenciones de verla. La mayor parte de la población de Crawford no parece muy interesada en un documental, que pone bastante atención en el área. Fahrenheit 9/11 hace especial hincapié en las reiteradas vacaciones de Bush durante sus primeros meses de mandato, y muestra a un presidente jugando al golf, cortando madera e incluso hablando con las vacas. Por el momento, solamente se han recibido 45 reservas para esta función para 100 personas. De ellas, sólo cinco son residentes de la localidad. El precio de la entrada ha sido fijado con una donación sugerida de ocho dólares. Por doce dólares, una de las tiendas del vecindario ha vendido hasta el momento más de 40 camisetas luciendo el eslogan de "Vota a Bush 2004" y con el nombre de Moore tachado. El realizador ha indicado a la prensa que su documental es parte de su campaña para derrotar a Bush en las elecciones presidenciales del próximo 2 de noviembre, y ha confirmado su presencia en la Convención Demócrata que se celebra en Boston). Fahrenheit 9/11 ha marcado este fin de semana un hito en la historia del cine como el primer documental que supera los cien millones de dólares de recaudación.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 28 de julio de 2004