Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Ángel Pérez será el 'número dos' de la lista de IU por Madrid, y la alcaldesa de San Fernando irá detrás

La batalla por el número dos en la lista por Madrid de Izquierda Unida al Congreso de los Diputados se resolvió ayer con un pacto a tres bandas en el que Ángel Pérez, ex coordinador de esta federación, fue el gran vencedor. Él se coloca como número dos de esa lista, detrás de Gaspar Llamazares, el coordinador general, y desplaza al tercer puesto a Montserrat Muñoz, la alcaldesa de San Fernando de Henares, apoyada por el propio Llamazares y Fausto Fernández, actual líder de la federación madrileña.

Tras la votación del Consejo Político Federal, que aprobó una lista unitaria, Muñoz se coloca en un puesto de casi segura salida, puesto que Izquierda Unida obtuvo tres diputados por Madrid en las pasadas elecciones, que fueron desastrosas para los intereses de la federación. De esta manera, tendrá que abandonar la alcaldía, que quedará en manos de Julio Setién, actual teniente de alcalde.

El cuarto puesto será para Antero Ruiz, diputado por Madrid en la actualidad y ex secretario de organización en los tiempos de Ángel Pérez. Las encuestas no le auguran muchas posibilidades de llegar al Congreso de los Diputados. Detrás se coloca Susana López, responsable de Inmigración de IU y dirigente del sector más a la izquierda de la federación. Como sexto, de forma testimonial, IU había reservado un puesto para Fernando Valderrama, ex encargado de negocios de la Embajada española en Irak, un puesto que abandonó por discrepancias con la postura del Gobierno español en la guerra de este país. El diplomático no parece interesado, así que IU buscará otra cara visible.

El orden final de la lista demuestra las dificultades que tiene Fausto Fernández, coordinador de la federación, para lograr imponer sus preferencias. Tanto Llamazares como él habían difundido en las últimas semanas la necesidad de que el número dos fuera una mujer, aunque los estatutos no obligan a ello.

El enfrentamiento abierto entre Fernández y Pérez, que sigue teniendo una gran respaldo entre los dirigentes del Consejo Político, llevó al primero, ex alcalde de Rivas-Vaciamadrid, a intentar un acuerdo con Antero Ruiz para desplazar al otro candidato. No lo logró porque Ruiz se negó a ir en una lista conjunta con Montserrat Muñoz para enfrentarse a Pérez. Hasta última hora se negoció y Fernández intentó colocar a la alcaldesa de San Fernando de Henares como número dos, pero al final, ante la posibilidad de perder la votación, decidió ceder y asegurar que su candidata fuera en un puesto de salida probable. Además, la lista unitaria confirma los nuevos tiempos en Izquierda Unida, marcados por la última asamblea federal, donde las batallas no han desaparecido, pero se hacen en los despachos y no con listas enfrentadas.

En el trasfondo de esta batalla madrileña está la necesidad que tiene el grupo de Llamazares, del que Fausto Fernández es un importante valedor, de hacerse con una mayor cuota de poder en el grupo parlamentario en el Congreso, sobre todo ahora que Francisco Frutos, secretario general del PCE, ha decidido no presentarse.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 23 de enero de 2004