Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El tránsfuga Tamayo asegura que su nuevo partido tiene ya 325 afiliados

Nuevo Socialismo, cuyo secretario general es el tránsfuga Eduardo Tamayo, concurrirá a las elecciones autonómicas el próximo 26 de octubre con el lema Cambia. Rebélate y con los objetivos de defender la "moderación" y la "honradez" políticas, el "equilibrio y la austeridad en la gestión". Así lo explicó el propio Tamayo en la presentación del mensaje electoral, logotipo, melodía y comité de campaña de su partido, que, según él, tiene unos 325 afiliados, de los que "en torno a un 20%" militaban en el PSOE.

Aparte de Tamayo y de su compañera tránsfuga, María Teresa Sáez, en las filas de Nuevo Socialismo no figura por ahora ninguna de las personas que integraban la lista socialista para los comicios del pasado 25 de mayo.

Esta nueva formación política, que apuesta por reducir el número de diputados de la Asamblea madrileña de 111 a 80 y por implantar el procedimiento electoral de listas abiertas, mediante una modificación legislativa a tramitar por el Congreso de los Diputados, pretende afrontar la campaña electoral con un presupuesto límite de 300.506 euros y no descarta acudir a las próximas elecciones generales. De hecho, dijo que aspira a conseguir el mismo número de diputados con los que Esperanza Aguirre (candidata del PP) "se pueda sentir satisfecha" e indicó que si los electores "les dan su confianza y legitiman su posición política" en Madrid, concurrirán a los comicios generales "con la cabeza bien alta".

Flanqueado por las seis personas que componen el comité de campaña de Nuevo Socialismo -entre ellas, Sáez, que será responsable de Mujer y Asuntos Sociales-, Tamayo aseguró que afronta la cita electoral madrileña "con una solidez tremenda y con la tranquilidad de tener la conciencia limpia y el bolsillo transparente", mientras que PP, PSOE e IU "están muy nerviosos". Garantizó además que "aplicará la honradez política a rajatabla" para "no tener a ningún corrupto" en sus filas.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 12 de septiembre de 2003