Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El PP da por perdida Cantabria ante el posible pacto de la oposición

Los regionalistas rechazaron ayer un acuerdo con los populares

El Partido Regionalista de Cantabria (PRC) comunicó ayer al PP que considera "agotado" el pacto por el que José Joaquín Martínez Sieso (PP) obtuvo la presidencia en las dos anteriores legislaturas. Tras la reunión en la que el líder del PRC, Miguel Ángel Revilla, comunicó su decisión a Martínez Sieso se intensificarán las conversaciones entre los regionalistas y el PSOE para intentar un acuerdo de Gobierno.

El presidente de Cantabria y del PP en esa región, José Joaquín Martínez Sieso, aseguró ayer que se ve "más bien en la oposición", porque el Partido Regionalista de Cantabria "ha descartado absolutamente un pacto con el PP", y negó la existencia de un "pacto tácito" del PP con el PSOE para poder gobernar en minoría. Martínez Sieso afirmó que en este momento es "perfectamente posible" una "coalición de perdedores", en alusión a un pacto PRC-PSOE.

Revilla explicó que su determinación de no pactar con el PP se debe a que existe un "choque de programas" entre regionalistas y populares y a que la "convivencia se ha deteriorado" después de ocho años de pacto. El líder regionalista consideró "cerradas" las conversaciones con el PP para formar gobierno en Cantabria y mostró su convencimiento de que la región "necesita un cambio".

El resultado negativo y la brevedad de la reunión -apenas 25 minutos- entre Martínez Sieso y Revilla podrían deberse a que el Partido Socialista de Cantabria haya ofrecido al líder regionalista la presidencia del Gobierno cántabro, según informa Europa Press. La secretaria general y candidata del PSC a la presidencia cántabra, Dolores Gorostiaga, que ayer renunció a su escaño en el Congreso tras ser elegida diputada autonómica, negó a este diario que en su entrevista del lunes con Revilla hablaran de cargos, y afirmó que esa conjetura "ha salido del PP". No obstante, Revilla reconoció la existencia de conversaciones telefónicas "a nivel no oficial" con los socialistas, en las que ha constatado "coincidencias" en materias fundamentales para el PRC, entre ellas los planteamientos sobre vivienda y el Plan de Ordenación del Litoral.

Miguel Ángel Revilla aseguró que está dispuesto a sentarse otra vez a negociar con el PSC, partido con el que sí encuentra "sintonía" en torno a los programas. Sin embargo, condicionó esa nueva reunión al resultado de la que mantendrán hoy el PP y el PSOE en Santander. Revilla considera que los partidos estatales ven al regionalismo como "un monstruo que se les ha escapado de las manos" y que los populares intentarán acceder al Gobierno de Cantabria mediante un acuerdo implícito por el cual los socialistas no votarían en contra de la investidura del actual presidente, Martínez Sieso. Según el secretario de Comunicación del PSC, José Guerrero, "todo está abierto".

En las elecciones del 25 de mayo, el PRC pasó de seis a ocho diputados regionales. Los regionalistas aumentaron su representación a costa tanto del PP (que bajó de 19 a 18) como del PSC-PSOE (que descendió de 14 a 13 diputados).

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 4 de junio de 2003