Otegi declara ante el juez por presunta apología del terrorismo

El portavoz parlamentario de Sozialista Abertzaleak (antes Batasuna), Arnaldo Otegi, aseguró ayer que en España se practica la "persecución" de las ideas políticas, tras declarar junto al también parlamentario, Jon Salaberria, en el Tribunal Superior de Justicia del País Vasco (TSJPV). Ambos acudieron al tribunal como imputados por un delito de apología del terrorismo a causa de su intervención en un homenaje a la militante de ETA Olaia Kastresana, fallecida en Torrevieja en julio de 2001 cuando manipulaba un artefacto explosivo.

Tras la declaración, de unas tres horas, Otegi recordó que esta causa ha sido archivada en dos ocasiones y agregó que "curiosamente" se ha reabierto. "No estamos hablando de un delito tipificado ni de una discusión en términos jurídicos, sino en términos políticos", señaló. Vinculó su comparecencia con la de hoy en la Audiencia Nacional de 20 miembros de la mesa de Herri Batasuna. Todo, dijo, forma parte de la "misma estrategia de enfrentamiento, confrontación y búsqueda de la inutilización de salidas" a la situación de Euskadi "en términos democráticos".

Más información

Otegi, en la línea de sus declaraciones habituales, relacionó las propuestas de su partido con la paz y la autodeterminación y criticó que el Estado busque no sólo el "acoso jurídico y policial de la izquierda abertzale", sino su encarcelamiento.

* Este artículo apareció en la edición impresa del 0018, 18 de diciembre de 2002.

Lo más visto en...

Top 50