Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Pere Esteve califica de 'anacrónico' el nacionalismo español que practica el PP

Pere Esteve, ex secretario general de Convergència Democràtica de Catalunya (CDC), criticó ayer en Valencia el 'anacrónico' nacionalismo español que el Partido Popular intenta 'imponer' y reafirmó que su abandono de militancia en la formación nacionalista y su decisión de dejar su escaño como eurodiputado está motivada por la 'subordinación' que Convergència i Unió (CiU) tiene con el PP. 'Los populares no quieren reconocer que España está compuesta por varios pueblos y no por uno solo', dijo Esteve, quien añadió que el partido del Gobierno practica 'un soberanismo propio de los siglos XVIII y XIX'.

El político catalán estuvo en Valencia dentro de la gira iniciada poco después de adoptar su decisión de abandonar CDC, que tiene por objeto explicar sus motivos a las formaciones con las que ha compartido coalición en el Parlamento Europeo. Entre ellas figura el Bloc Nacionalista Valencià, con cuyo presidente, Pere Mayor, se entrevistó en la mañana de ayer.

Esteve mencionó su proyecto de constituir una plataforma ciudadana con objeto de 'recuperar para la democracia' a las personas que, como él, se encuentran en Cataluña en un 'espacio de orfandad política', y cuyo objetivo sería fomentar el debate político -entre otras cuestiones, en torno al Plan Hidrológico Nacional (PHN), la financiación autonómica y la ley de partidos- y estructurar una posibilidad de influencia en la política española. Respecto a los plazos para la constitución de la plataforma, Esteve señaló que dependen de que se pongan de acuerdo las personas con las que está en conversaciones.

Pere Esteve fue muy crítico con el PHN, porque, en su opinión, 'no tiene fundamento' y se ha hecho 'sin diálogo ni negociación con los territorios afectados'. Además consideró 'incomprensible que en la Unión Europea del siglo XXI se marquen fronteras con el agua'. Según el político catalán, que anunció su propósito de asistir a la manifestación contra el trasvase del Ebro convocada para el 24 de noviembre en Valencia, no se puede admitir que el debate sobre el PHN esté cerrado 'porque haya una mayoría que lo impone'.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 22 de octubre de 2002