Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
GENTE

EL TRAJE QUE AUDREY HEPBURN NUNCA UTILIZÓ

El tópico de que los sueños se pueden cumplir fue una realidad para Amabile Altobello, una joven italiana de Borgo Carso sin recursos económicos para casarse, que pudo contar con el traje de boda que la mítica actriz Audrey Hepburn nunca utilizó. La historia, que parece sacada de un cuento de hadas, sucedió hace medio siglo y fue publicada ayer por el diario romano Il Messaggero, rescatada por su principal protagonista. Corría el año 1952 cuando Hepburn, protagonista de inolvidables películas como Vacaciones en Roma, Desayuno con diamantes o Sola en la oscuridad, decide en el último momento no contraer el anunciado matrimonio con sir James Hanson. El lujoso vestido, ya confeccionado, quedó entonces en el taller de las Hermanas Fontana, de Plaza España, en Roma. Las instrucciones que la actriz dio a estas modistas de la alta costura fueron precisas: 'Me gustaría que lo llevara una joven que no pueda costeárselo', y es en este momento donde aparece la cenicienta de esta insólita historia. En aquellas fechas, Amabile Altobello resultó ganadora de un popular concurso radiofónico celebrado en la Borgo Carso, una pequeña localidad situada a unos setenta kilómetros de Roma. Respondiendo a preguntas del presentador del programa, la joven explicó que no podía contraer matrimonio con su novio porque carecían del dinero necesario para la boda. Aquélla era precisamente la respuesta que estaban esperando las hermanas Fontana, que escuchaban la transmisión radiofónica en su taller, para llevar a cabo el deseo de Audrey Hepburn. Ahora, la historia del vestido ha salido a la luz tras la decisión de Altobello de sacarlo del armario para donarlo al Museo de la Moda, en donde podrá ser admirado por el público.-

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 3 de octubre de 2002