Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Luz verde de la Comunidad a la 'nueva Castellana'

La Comisión de Urbanismo de la Comunidad ratificó ayer la modificación del Plan General de Ordenación Urbana de Madrid en el ambito de la denominada Operación Chamartín, donde está prevista la prolongación del paseo de la Castellana desde el nudo norte (hospital de La Paz) hasta la M-40. La modificación del plan general eleva casi el doble la edificabilidad prevista en la zona: del 0,6 metros cuadrados construidos sobre cada metro de suelo se pasa a 1,05. Con los beneficios que genere este aumento de edificabilidad se financiarán parte de las obras necesarias para hacer realidad la nueva Castellana.

El consejero de Obras Públicas, Luis Eduardo Cortés, del PP, destacó al término de la comisión la decisión de crear una serie de conexiones entre los nuevos barrios de Las Tablas y Montecarmelo con el futuro paseo de la Castellana. A juicio de Cortés, la Operación Chamartín constituye una oportunidad única para crear un ámbito de ciudad 'propia del siglo XXI y realizar apuestas valientes, jalonadas por 12 o 14 edificios en altura que representen verdaderos hitos para la capital'.

Metros edificables

En total habrá 3,2 millones de metros cuadrados edificables, de los cuales 200.000 serán de las administraciones y estarán destinados a vivienda y gestionados al 50% por el Ayuntamiento y 50% por la Comunidad. Un 75% de estas viviendas serán de régimen de protección oficial y un 25% de precio tasado.

También se creará una nueva comunicación de los municipios del norte con el centro de la ciudad a través de la Castellana (carretera de Burgos y Colmenar), se mejorará la conexión este-oeste mediante el cubrimiento de las vías ferroviarias y se crearán cuatro nuevas vías transversarles de comunicación para facilitar la conexión con la M-30 y la M-40.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 25 de septiembre de 2002