Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Aceites del Sur compra por siete millones de euros Coosur

El Gobierno elige al grupo sevillano, que ofreció siete millones, frente al cordobés Muela

Coosur y Olcesa ya tienen comprador. La Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI) se decantó ayer por el grupo sevillano Aceites del Sur, que había ofrecido siete millones de euros (1.166 millones de pesetas) por la adquisición de la envasadora de aceite de oliva (Jaén) y la extractora de aceite de girasol (Cuenca), en manos públicas desde hace dos décadas. En la recta final de la privatización, la oferta de la familia Guillén que acudía junto a la Caja Rural de Jaén y la sociedad cooperativa JaénCoop, se impuso a la de la compañía cordobesa de la familia Muela.

Aceites del Sur ya poseía un 4,5% del mercado nacional de aceite de oliva con marcas como La Española pero la adquisición de Coosur ( 5% de cuota) le catapulta al segundo puesto del mercado, sólo detrás de Koipe (30%). La compra del 89% de las acciones de Coosur que pertenecían a Patrimonio del Estado -el acuerdo está pendiente del informe del Consejo Consultivo de Privatizaciones y la aprobación en Consejo de Ministros- permitirá a la compañía de la familia Guillén situarse por encima de Borges, Aceites Toledo o La Masía.

El presidentes de la SEPI, Ignacio Ruiz-Jarabo, explicó que el organismo público, asesorado por el banco Rothschild, se había decantado por el consorcio formado por Aceites del Sur (80%), Caja Rural de Jaén (10%) y la sociedad JaénCoop (10%) por 'ser la mejor propuesta, tanto en términos industriales como por el precio ofertado', muy superior al de su último contrincante: el Grupo Empresarial Muela ofrecía un millón de euros.

La propuesta industrial, sin embargo, era muy similar con un gasto de unos 16 millones de euros (2.666 millones de pesetas). Las dos empresas proponían inversiones para modernizar los centros de producción, fundamentalmente el de envasado y refinado en Vilches (Jaén), donde preveían desviar parte de su producción. Para los centros de Puente del Obispo (Jaén) y Tarancón (Cuenca), los planes del Grupo Empresarial Muela eran algo más completos; además, la compañía cordobesa había detallado también sus gastos futuros en formación y promoción.

Las ofertas de Aceites del Sur y el Grupo Muela eran las únicas que cumplían con las condiciones mínimas impuestas por la SEPI: mantener los puestos de trabajo de Coosur (153) y Olcesa (100) y la participación mayoritaria en el capital de ambas sociedades durante un mínimo de tres años, así como garantizar el mismo nivel de fondos propios durante este periodo.

El proceso de privatización de Coosur y Olcesa (100% estatal) comenzó a finales del año pasado con un concurso abierto al que concurrieron, en marzo, ocho empresas. De éstas, sólo seis pasaron el filtro de la SEPI. Finalmente, Aceites del Sur, el Grupo Muela, Migasa y Hojiblanca formalizaron sus ofertas, pero sólo las dos primeras se ajustaron a las condiciones mínimas establecidas por el organismo público.

Beneficios en 2004

Coosur factura cerca de 90 millones de euros al año, pero en el último lustro no ha parado de acumular pérdidas (11,5 millones en el último ejercicio). El presidente de Aceites del Sur, Juan Ramón Guillén, adelantó que hará una reestructuración financiera con dos ampliaciones de capital, una cuya cuantía estará en función de los resultados de 2002 y, adicionalmente, otra al año siguiente de la adjudicación, dependiendo de la evolución de la aceitera, para afianzar la capacidad operativa y reducir la financiación externa.

Guillén, aclaró que el proyecto prevé que Coosur y Olcesa entren en beneficios en 2004. Aceites del Sur facturó 112 millones de euros en 2000 en todas sus líneas de negocio, y prevé llegar a los 224 millones con la adquisión de las dos sociedades. El contrato incluye las garantías de empleo negociadas con los sindicatos; entre ellas un plan de bajas incentivadas para el 15% de la plantilla.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 25 de mayo de 2002