Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La policía de Rincón se moviliza para reclamar que se duplique la plantilla

Los agentes exigen que se les compensen las horas extraordinarias

Los 34 agentes que componen la plantilla de la Policía Local de Rincón de la Victoria (Málaga) se concentraron ayer para exigir una mejora de sus condiciones laborales. Los policías reclaman que se duplique la plantilla y denuncian que este año ingresarán 637 euros menos que el anterior en concepto de complementos de nómina, a pesar de que realizan gran cantidad de horas extraordinarias.

Pese a que la revisión de los complementos salariales de los policías fue negociada con UGT (mayoritario en el comité de empresa) y aprobada por el pleno, el acuerdo no dejó satisfechos a los agentes, que acudieron entonces al sindicato UPLB. El portavoz de UPLB, Francisco Corpas, calificó de 'inaceptable' el anterior acuerdo porque 'ofrece a los policías compensarles lo que les quita en valoración de puestos de trabajo a cambio de que trabajen en sus días libres'.

Los agentes aseguran que su plantilla es 'ridícula para un municipio que supera los 24.000 habitantes y que en vacaciones multiplica por cuatro esta población'. El ayuntamiento propone la contratación de 15 nuevos agentes pero, en opinión de UPLB, esta cifra supone 'un parcheo'.

La concentración fue respaldada por la oposición (PSOE y PSIRV) y los concejales del PP críticos con el alcalde José María Gómez Muñoz, contra el que el partido mantiene abierto un expediente de expulsión. El portavoz del PSOE, José Domínguez, responsabilizó precisamente al líder de los críticos del PP, Francisco Salado, de la situación de los policías. 'Si como responsable de la Policía Local se siente incapaz de resolver el conflicto, que dimita', le retó. Salado atribuyó la cerrazón del alcalde a la resolución de este conflicto al enfrentamiento que mantiene con él.

Por otro lado, Salado calificó ayer de 'nula de pleno derecho' la oposición para contratar un monitor deportivo. La plaza la ganó un primo político del alcalde en un examen donde Gómez formaba parte del tribunal, y Salado recordó ayer que existe un acuerdo plenario en Rincón por el que los ediles deben abstenerse de participar en decisiones cuando exista interés personal. Salado también denunció que el ayuntamiento le está dificultando la recopilación de información sobre un concurso cuya falta de limpieza ha denunciado públicamente.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 20 de abril de 2002