Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Reportaje:

El Barça anuncia que Rivaldo jugará mañana en Cracovia

El club se ampara en la FIFA, mientras que Brasil reclama al jugador

El Barcelona comunicó ayer por la mañana -a través de su director deportivo, Antón Parera, y del entrenador, Carles Rexach- que Rivaldo jugará mañana en Cracovia, y en su anuncio se remitió a un acuerdo con la Federación Brasileña y a las negociaciones entabladas con la FIFA y la Federación Española. Por la tarde, sin embargo, la Confederación Brasileña negó el pacto y aseguró que aguardaba al futbolista para el partido amistoso del jueves ante Panamá.

'Rivaldo tiene permiso de Brasil para jugar en Cracovia', argumentó primero Rexach, satisfecho por poder alinear al brasileño en el partido de ida de la ronda previa de la Liga de Campeones en el campo del Wisla. El técnico calificó de lógica la decisión de la FIFA de permitir al jugador ausentarse del amistoso que Brasil disputará frente a Panamá. 'El Barça se juega la temporada y Brasil, nada', razonó el entrenador por la mañana. 'No tenemos miedo a represalias porque hemos llegado a un acuerdo con Brasil'. La Confederación Brasileña de Fútbol negó horas después el pacto. Marco Antonio Texeira, secretario general de la Confederación, desmintió haber dado permiso al futbolista y mantuvo que está citado a las once de la mañana de hoy en Curitiba, según el diario Lance en su edición digital. Rivaldo, en cualquier caso, no llegará ya a esa cita, y ayer por la tarde se entrenó en el Camp Nou. La directiva del Barça, mientras, mantenía su postura e insistió en que el acuerdo con Brasil consistía en que el jugador, tras la cita de Polonia, viajará a su país para preparar el partido del día 15 ante Paraguay decisivo para la clasificación del Mundial 2002.

Parera emplazó a avivar el debate entre los grandes clubes para confeccionar un calendario único: 'Es imprescindible para salvaguardar los intereses de los clubes'.

El concurso de Rivaldo en Cracovia es importante para el cuerpo técnico, a pesar de que es el jugador de la plantilla que menos se ha entrenado. El brasileño se incorporó al stage de Suiza el pasado 29 de julio, dos días después que el resto de la plantilla y sólo ha disputado 68 minutos (Sporting Lisboa) en los cuatro amistosos. 'Sin estar en plena forma, Rivaldo puede decidir un partido', aventuró Rexach. 'Si tiene cuerda para una hora, jugará una hora. No creo que los 27 días de vacaciones que ha tenido le afecten demasiado'. Rexach instó a Rivaldo a afrontar el partido de mañana con la misma responsabilidad con la que asumió el último partido de Liga ante el Valencia: 'Rivaldo nos metió en la Champions con tres goles espectaculares y ahora, en Cracovia, tendrá también un peso específico'.

El Barça viajará hoy a la ciudad polaca con Rivaldo, aunque sin Saviola, que continúa en Buenos Aires junto a su padre, enfermo. Tampoco estará Gerard. El centrocampista se resintió de su lesión en la rodilla y permanecerá por precaución de baja entre 10 o 12 días. En la convocatoria destaca la presencia de Trashorras, centrocampista del filial, debido a las siete bajas del primer equipo. Rexach recela del Wisla: 'No es para tener miedo, pero es un equipo fuerte físicamente, que sabe jugar y tiene su calidad'. El técnico señaló que planteará frente al Wisla el mismo dispositivo que en la primera parte disputada ante el Sporting de Lisboa.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 7 de agosto de 2001