Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

La filial de móviles se alía con Deutsche Telekom para empezar en Alemania

Telefónica Móviles dio ayer un paso de gigante en su esfuerzo por adentrarse en Alemania, el mayor mercado de telecomunicaciones en Europa. La filial de Telefónica y su socio finlandés Sonera en ese mercado anunciaron un acuerdo de cooperación con el antiguo monopolio de la telefonía en Alemania, Deutsche Telekom, que permitirá al consorcio 3G (57,2% de Móviles y 42,8%, de Sonera) adelantar un año sobre el calendario previsto su entrada en servicio en aquel país.

El acuerdo permitirá a 3G ofrecer a sus futuros clientes realizar y recibir llamadas a teléfonos fijos y asegura que los usuarios de DT podrán llamar a clientes de 3G.

El pacto de interconexión de redes, como se conocen este tipo de acuerdos en el sector, es el primero de este tipo firmado en Alemania después de que se concedieran las licencias de telefonía móvil de tercera generación (UMTS) el año pasado.

El grupo liderado por Telefónica Móviles es uno de los seis grupos multinacionales que, con un desembolso conjunto de 8,4 billones de pesetas, consiguieron licencias de UMTS. De los seis, 3G es el único que aún no está presente en el mercado alemán, pero con este acuerdo acorta las diferencias respecto a sus rivales (la propia filial de móviles de Deutsche Telekom, Vodafone, British Telecom, la holandesa KPN a través de E-Plus y France Télécom con Mobilcom).

En un esfuerzo por reducir los costes -3G desembolsó 1,4 billones de pesetas por la licencia-, Móviles anunció un acuerdo de cooperación con E-Plus. En esa línea, BT y Deutsche Telekom firmaron un acuerdo para compartir redes UMTS.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 18 de julio de 2001