Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El reto del Fòrum: que la gente sepa qué es

Josep Caminal se enfrenta a un serio reto: lograr que la gente sepa en qué consiste el Fòrum de les Cultures que se celebrará en Barcelona en el año 2004. Se pregunte a quien se pregunte, la respuesta es casi siempre la misma: al Fòrum le falta concreción y contenido, no se sabe lo que hay dentro. Esta es, por ejemplo, una de las críticas que hacen al proyecto los dirigentes de la oposición municipal, Joan Puigdollers (CiU) y Santiago Fisas (PP).

En el momento del relevo de Jaume Sodupe por Josep Caminal, no faltan los elogios al primero. Ha logrado no pocas cosas y una de las más importantes es solventar el problema de la financiación. El Fòrum de les Cultures dispone de un presuspuesto de 51.000 millones de pesetas, aportados por el Gobierno central, el autónomo y el Ayuntamiento de Barcelona, además de por un importante número de empresas que se han convertido en patrocinadoras.

MÁS INFORMACIÓN

No es la única virtud que se reconoce a Sodupe. Mientras ha desempeñado el cargo también ha logrado resolver los asuntos relacionados con el urbanismo, la arquitectura y el ecositema. El urbanismo es uno de los asuntos esenciales: el Fòrum tiene que conducir a la culminación de la urbanización de la zona norte de la ciudad en su confluencia con la desembocadura del río Besòs.

En ese espacio se acumulaban hasta ahora descuidos de la historia: el río no era tanto un río como, para decirlo en palabras de un juez, 'una cloaca al aire libre', y las zonas colindantes no parecían responder sino al azar. Allí habrá ahora un tejido urbano conectado al conjunto de la ciudad por una Diagonal que, al fin, empieza donde debiera: el mar.

La arquitectura está pensada en función del acontecimiento, pero con voluntad de perdurabilidad urbana. Al arquitecto en jefe de Barcelona, Josep Anton Acebillo, se le achacan muchas cosas, pero no es una de ellas el gusto por lo efímero. Con permiso del alcalde, Joan Clos, ha pensado espacios de futuro. El ecosistema debe pemitir arreglar la desembocadura del Besòs y adecentar sus aledaños. Allí está previsto un zoo marino, entre otras cosas.

Pero estos logros son globalemente reconocidos, pero no están libres de crítica.

Uno de los asuntos que preocupan a Fisas es el gasto previsto en promoción y publicidad. El concejal aseguraba ayer que 8.000 millones de pesetas son una cantidad desorbitada en la que Caminal tendría que poner orden. Puigdollers, por su parte, cree que uno de los asuntos en los que el nuevo responsable debería decir algo es en el urbanismo. 'Un edificio de 100 metros, como es el hotel allí previsto, contradice uno de los lemas del Fòrum: la sostenibilidad'.

Las otras críticas son coincidentes: el Fòrum ha vivido de espaldas a la ciudadanía, dice Puigdollers, 'desconectado de la ciudad', dice Fisas. Y la tarea inmediata y urgente es dotarlo de contenidos y asociarlo a la población. 'Que la gente lo haga suyo. Hoy no puede porque no sabe lo que es', dice Puigdollers, quien añade: 'Yo mismo, que lo he seguido de cerca, tendría dificultades para definirlo de forma sencilla'.

Los contenidos del Fòrum tienen que organizarse sobre tres ejes: los que celebran el encuentro del hombre con el hombre (las condiciones de la paz); las relaciones del hombre con la naturaleza (sostenibilidad), y las condiciones de la convivencia (cómo se organiza la identidad y la diversidad cultural).

En los tres casos, explica Ferran Mascarell, concejal de Cultura, se trata de trabajar desde la creatividad y desde la creación de valores que producen convivencia. ¿Los contenidos? Habrá encuentros, exposiciones y debates. Mascarell asegura que, en sus grandes rasgos, estarán definidos en diciembre. Esto tiene una consecuencia inmediata: Josep Caminal se ha quedado sin vacaciones.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 18 de julio de 2001