SYDNEY 2000TAEWKONDO

España se despide sin más medalla que la de Esparza

El taewkondo sólo ayudó con la medalla de plata de Gabriel Esparza al maltrecho bagaje español en los Juegos. Tras el éxito del navarro parecía que el equipo español iba a confirmar las expectativas de éxito que se aventuraban en este deporte, debutante oficialmente en los Juegos. Pero no fue así. Un mal arbitraje dejó fuera después a Francisco Zas, y una mala actuación, presa de la tensión, a Elena Benítez. Ayer, Ireane Ruiz empezó bien en los 67 kilos, pero perdió el segundo combate y no pudo ni siquiera ir a la repesca para luchar por el bronce. Tal como ha ido el deporte nacional en Sydney, al menos una medalla justifica al taekwondo, del que se esperaba bastante más.Para ser el debut de ese deporte en los Juegos, las protestas se sucedieron como en todos los que se rigen por los subjetivos y discutibles jueces. Ireane resolvió el primer combate contra la cubana Mayan Ramos en el primer asalto. Dos patadas la pusieron con ventaja, 2-0, y el resto de la pelea la dedicó a conservar. En el siguiente combate, la croata Vezmar la derrotó con la misma medicina.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS